La ley de la inercia de la energía y la velocidad de la gravedad

 

Por Alfonso León Guillén Gómez

aguillen@gmx.net

 

Bogotá, Colombia, Octubre 23 de 2004

Derechos reservados

 

Contador visitas temporalmente fuera de servicio

Acerca de esta obra

 

Esta obra el autor la envió a Elsevier, Science Publishers, en Amsterdam, Holanda, quien la asignó para revisión y publicación al Professor Doctor Charles R. Doering, del ´Department of Mathematics, University of Michigan, USA”, y editor de ´Physics Letters A”. El en su reporte de juicio dijo ´This manuscript is not appropriate for publication in Physics Letters A. Besides being much too long for a letters journal, it is more an essay on the author”s theory that apparently has not garnered much attention (not as much as the author would like, apparently). Perhaps this paper would be appropriate for a ´foundations” journal.´.

El profesor doctor Gerard't Hooft, Premio Nóbel de física de 1999, dijo ´you can use general relativity to derive that gravitational waves move with exactly the same speed as light: c”

 

Barry Setterfield, astrónomo australiano, dijo: ´At first glance I do have some reservations about the speed of the photon at the time of emission and its energy, but that may be because I have not given myself enough time to read your paper more thoroughly”.

 

Serguei Krasnikov, del ´Central Astronomical Observatory at Pulkovo, St. Petersburg, Russia´, dijo ´I agree that the subject (the speed of gravity) is very interesting and deserves all possible attention”.

´Lo divino debe ser UNO, debe tener una existencia que difiera de lo que nosotros llamamos apariencia”

Fedérico Hegel

Abstracto

 

Todas las partículas existentes en la naturaleza poseen inercia, o sea, según el cuarto momento tanto las partículas masivas como las sin masa. Y es una ley de la naturaleza la inversa dependencia de la velocidad de las partículas de la magnitud de su inercia.

 

Las partículas masivas de la sustancia poseen inercia y la sustancia proviene de la energía luego las partículas sin masa de la energía poseen inercia y es la energía la fuente de la inercia en la naturaleza. Pero, la inercia de la energía no es lo mismo que la inercia de la sustancia. Mientras que la inercia en la sustancia se debe a la ley de acción-reacción entra la masa de las partículas de la sustancia y el vacío, en cambio, la inercia de la energía es debida a la ley de absorción-emisión entre la energía de las partículas sin masa de las ondas y el vacío. Las partículas interactúan con el vacío porque el vacío está repleto de campos libres de sus fuentes.

 

Las ondas electromagnéticas y las gravitatorias, o sea los campos dinámicos electromagnéticos y gravitatorios, son transportados a través de sus respectivos campos estáticos electromagnéticos (campos eléctricos y magnéticos no acoplados) y gravitatorios del vacío. La interacción entre estos campos dinámicos y estáticos provee el mecanismo de los procesos de absorción-emisión que ocurren en la interacción entre las ondas y el vacío. Este mecanismo consiste en el paso de partículas reales que componen las ondas a particulas virtuales del vacío y la vuelta de partículas virtuales del vacío a partículas reales de las ondas.

 

La energía de las partículas es directa dependiente de la frecuencia de las ondas. Y la ley de absorción-emisión que rige la interacción de la energía con el vacío presenta que sus magnitudes son directa dependientes de las magnitudes de la energía de las partículas componentes de las ondas y de la densidad de la energía del vacío.

 

La frecuencia de la absorción-emisión del vacío se incrementa tanto con la mayor energía de las partículas componentes de las ondas que aumenta su frecuencia de interacción con el vació, como con la mayor densidad de la energía del vacío que aumenta su interacción con las ondas. En consecuencia, la velocidad de las ondas de gravedad es mayor que la velocidad de las ondas electromagnéticas debido a que la energía de las partículas componentes de las ondas de gravedad es mucho menor que la energía de las de las partículas componentes de las ondas electromagnéticas.

 

Para el vacío, con índice de refracción ≈1, la velocidad de gravedad es máximo 2,2222 * 1010 * c, de acuerdo con la ecuación de Cramer-Collins, ajustada por el autor con las consideraciones de Schaefer para la velocidad del fotón y la medición de Tom Van Flandern para la velocidad de la gravedad.

 

En el 2006, en el proyecto GLAST, la NASA establecerá si los rayos gamma, debido ha su alta inercia, al interactuar con el campo gravitatorio quántico, viajan en el vacío bajo c. Lo contrario también deberá ser cierto, entonces la NASA indirectamente probará mi teoría que expuse en 1969, acerca que el gravitón posee mayor velocidad que el fotón, porque el gravitón tiene menor energía, o sea, menor inercia y el gravitón también interactúa con el campo gravitacional.

 

Tabla de contenido

Introducción

1 Velocidad mayor a menor inercia

2 Masa es energía concentrada y energía es masa radificada

3 La energía posee masa

4 La energía posee inercia

4.1 La energía posee inercia según la relatividad especial

4.2 La energía posee inercia según la relatividad general

5 En el campo electromagnético se probará la ley de velocidad mayor a inercia menor

5.1 Los experimentos con ondas evanescentes

5.2 El proyecto GLAST

6 La interacción entre los campos y el vacío y la ley de velocidad mayor a inercia menor en los campos

6.1 ZPE

6.2 Radiación de fondo

6.3 Campo gravitatorio estático

7 Reflexiones sobre la interacción entre las ondas y el vacío

8 ¿Cuál es la velocidad de la gravedad?

9 Conclusiones

10 Bibliografía

11 Obras del autor

 

This work also the reader can see it in english (Esta obra también el lector puede verla en inglés).

 

 

Introducción

 

En 1969, el autor descubrió y formuló la ley que establece que cuando una partícula es menos inercial que otra posee una mayor velocidad, aplicada para las partículas de los campos. Esta ley que proviene de los fenómenos de la sustancia, o sea, con composición nuclear y electrónica o, en general, a partir de partículas con masa según el cuadri-vector momento, el autor la extendió a los fenómenos de la energía, es decir, con composición a partir de partículas carentes de masa según el cuadri-vector momento, en los campos electromagnético y gravitacional.

 

En el periódico el ´Siglo”, Semanario Dominical, entre el 14 de diciembre de 1969 y el 8 de febrero de 1970, en cuatro artículos, el autor público su teoría sobre la existencia en la naturaleza de velocidades mayores que la de la luz, una de las cuales sería la velocidad de la gravedad [1]. Esta teoría tiene como fundamentos la teoría cuántica sobre la gravedad formulada por Andrei Saharov, M Vasiliev, y K Staniukovich, que explica el efecto gravitatorio sobre las partículas como la acción de la fuerza de interacción que transporta el gravitón virtual y la ley del autor que, de acuerdo con su formulación inicial, dice: ´A medida que la materia se desintegra, su movimiento adquiere rapidez. Así, mientras la velocidad de las moléculas, en el estado gaseoso, es de unos 0.5 Km. por seg. 1as partículas elementales y mesones se mueven a velocidades superiores a los 24000 Km. por segundo y los fotones 299999 Km. por seg. Por consiguiente, el gravitón deberá poseer una velocidad mayor que la de la luz. O es acaso que la masa del gravitón es mayor con relación a la del fotón? ¿O la ley de la velocidad mayor para las partículas más peque ñas no es valida para el gravitón? ¿O tal ley no existe?.´

 

Como el gravitón es menos inercial, es decir, ofrece una menor resistencia a moverse, que el fotón el gravitón deberá poseer una velocidad mayor que la velocidad del fotón. De acuerdo con esta ley, la partícula que más tienda ha desvanecerse poseerá la velocidad mayor en la naturaleza. Esta partícula puede ser el gravitón muchísimo más peque ño que el fotón. Pero, si existe una partícula inercialmente casi cero, esta partícula tendrá una velocidad casi infinita.

 

A partir de 1998, el astrónomo y científico doctor Tom Van Flandern, realizó varios experimentos teóricos y estima que la velocidad de la gravedad es mínimo 20 mil millones veces la velocidad de la luz. Tom dice: ´Si la gravedad de nuevo se toma como una fuerza de la naturaleza que se propaga en un espacio-tiempo plano entonces la velocidad de la propagación indicada por la observación y los experimentos: es no menor que 2 x 1010 c” [2].

Oprima aquí, si usted desea volver a la Tabla de contenido

1 Velocidad mayor a menor inercia

 

En la sustancia esta ley acerca de la velocidad mayor a menor inercia fue conocida por Albert Einstein quien dijo: ´si una misma fuerza actúa sobre dos cuerpos distintos que parten del reposo, sus velocidades resultantes no serán iguales. Esto se expresa diciendo que la velocidad depende de la masa del cuerpo, y es menor cuando mayor es la masa." [3]

 

En el 2001, en el campo electromagnético, o sea, para el fenómeno de la energía electromagnética, los físicos Dimitri Nanopoulos de el ´Theoretical Physics Division of the Academy of Athens´, en Grecia, Nikolaos Mavromatos de ´King's Collage”, en Londres, y John Ellis del ´European Center for Particle Physics (CERN)”, en Génova, descubrieron una nueva expresión para la velocidad de la luz, la que depende de su frecuencia, es decir, de su energía de acuerdo con la relación a mayor energía menor velocidad. Dice Nanopoulos: "Con nuestros cálculos, encontramos que la velocidad de la luz es dependiente de la frecuencia. Pero un cambio en la velocidad usual de la luz de 186,282 millas por segundo es sensible solamente para la luz que viene de los objetos astronómicos situados muy lejos de la tierra, por lo que esta dependencia de la velocidad de la frecuencia no se ha notado hasta ahora.". "una forma para probar experimentalmente nuestra hipótesis es considerar galaxias u otros objetos en el cielo que estén muy lejos de nosotros". "Entonces recogemos los fotones (partículas de la luz) emitidos simultáneamente por estas fuentes, y miramos diferencias de los tiempos de llegada en un detector en la tierra entre los fotones de diversas frecuencias. Los fotones de frecuencias más altas deben venir más tarde." [4].

Oprima aquí, si usted desea volver a la Tabla de contenido

2 Masa es energía concentrada y energía es masa radificada

 

De acuerdo con Einstein la ´masa es energía concentrada y la energía es masa radificada” [3]. En La física aventura del pensamiento Einstein dice: "La energía tiene masa y la masa representa energía. En lugar de dos principios de conservación de masa y energía tenemos uno solo, el de la conservación de la masa-energía" [3]. En el Significado de la Relatividad Einstein dice: "Masa y energía son esencialmente análogas pues sólo son expresiones del mismo ente". "La ley de conservación de la masa de un sistema equivale a la ley de conservación de la energía" [5]. Entre masa y energía existe la equivalencia que se expresa en la ecuación:

 

E = mc2

En Nature 438, del 22 de diciembre de 2005 es reportado que la relación de Einstein E=mc2, se confirmó en dos tests independientes directos que produjeron un resultado combinado de 1-mc2/E=(-1.44.4)10-7, indicando que se cumple en un nivel de por lo menos 0.00004%. También se comenta ´Si está ecuación fuera un poco incorrecta, el impacto sería enorme dado el grado en que la Relatividad Especial soporta la actual física teórica y sus aplicaciones diarias tales como el GPS (Global Positioning Systems).” [29].

 

Esta equivalencia esta comprobada en las siguientes transformaciones:

 

- Energía a masa.

 

´un fotón que viaja se puede transformar brevemente en un par virtual de electrón-positrón, que se mueve adelante menos de una longitud de onda del fotón primitivo antes de que el par se aniquile para crear un fotón nuevo indistinguible del viejo.” [6].

 

´cuando un fotón pasa cerca de un núcleo atómico se crea un par electrón-positrón. Para este proceso se requiere una energía mínima de 1.020.000 electronvoltios [eV].

La producción del par es un proceso en el cual un rayo gamma de suficiente energía se convierte en un electrón y un positrón.” [7].

 

- Masa a energía.

 

´La colisión de un positrón y de un electrón da lugar a la producción intermedia de un átomo llamado el positronium de breve duración, que decae en cerca de 10-7 segundo en dos rayos gamma.”[6]. En general, todas las partículas existentes tienen su correspondiente antipartícula que al chocar se transforman en radiación

 

Oprima aquí, si usted desea volver a la Tabla de contenido

3 La energía posee masa

 

En la versión actual de la relatividad, denominada relatividad moderna, algunos físicos han descartado el que la energía constituya masa, en el sentido que la variación de energía pueda causar la variación en masa. Esta conclusión la obtienen del examen de la unidad masa-energía sólo del lado de la equivalencia entre masa y energía sin considerar el otro lado, es decir, la equivalencia entre energía y masa.

 

Estos científicos se quedan en el examen de la ecuación de masa igual a energía más momento. Esta ecuación ellos la han evolucionada hacia nuevas expresiones conceptuales, construidas a partir de los términos nuevos de energía relativística, energía centro de masas, masa ´shell´, momentos cuadri-vectores de primera y segunda clase etc. que formulados en el contexto matemático de la relatividad especial, buscan salvar la ortodoxia relativista tanto delante de la apertura, por parte de algunos físicos, a las velocidades superluminales y, de la otra parte, enfrente de la integración de la relatividad con la mecánica cuántica. De esta manera, la equivalencia entre masa y energía en ambas direcciones de la concepción original de Einstein aparece castrada

 

El autor presenta el problema creado por la denominada relatividad moderna que deliberadamente se opone a considerar la equivalencia de la energía en masa con efecto físico en la masa. Como consecuencia, la relatividad moderna deja de considerar como válidos los términos de masa en reposo y masa relativística, que reemplaza por los de energía en reposo y energía relativística. Con esto se está retornando al pensamiento clásico sobre la energía, como carente de masa, pero no obstante la relatividad moderna mantiene la energía como fundamento de la masa y ésta como fundamento de la energía. El embrollo creado radica en la consideración que la masa es un fenómeno del cuadri-vector momento, pμ, mientras que la energía un fenómeno del mono-vector momento, p0. El desterrar la masa de la energía conduce a negar la inercia de la energía, y, en consecuencia, bloquear que se pueda por lo menos lógicamente defender que las formas de energía de acuerdo con su inercia, puedan variar en velocidad, o sea, que la velocidad de la energía electromagnética es frecuencia-dependiente y, por ejemplo, que la velocidad de la gravedad pueda tener una velocidad mayor que c, por cuanto la gravedad, concebida desde la teoría cuántica, es menos inercial que el electromagnetismo.

 

La versión de la relatividad moderna distingue la masa de acuerdo a tres niveles:

 

- Masa de un sistema de fotones,"un fotón no tiene masa. Es también inadecuado decir que las ondas de la luz tienen masa. En relatividad especial en vez de decir la luz tiene masa es mejor hablar de la luz que tiene una masa-armazón porque es un sistema de partículas. En el caso en el que las ondas planas de la luz se mueven en una dimensión tienen masa-armazón cero, mientras que la luz que se mueve esféricamente lejos desde una fuente tendría una masa-armazón distinta a cero” [8]. No obstante, el autor se ñala que los rayos láser poseen propiedades claramente inerciales, luego no es claro que una onda unidireccional carezca de masa, otra cosa es que carece de masa en reposo como ocurre con el fotón y el gravitón. .

 

- Masa de una partícula que definen a partir de las nociones de energía en reposo, E0, energía relativística, Er, y momento, p cuando la velocidad de la partícula es cero. ´La relatividad especial define la masa de una partícula dada mediante la relación:

 

m = [(ER/c2)2 - (p/c)2]1/2 ´

 

´De la anterior definición de masa, resulta que masa es energía en reposo: m = E0/c2 , E0 = ER|v=0” [8].

 

Por tanto se sigue que un fotón no tiene masa pero si energía y momento, puesto que:

 

ER=pcm=0

 

- Masa de un sistema de partículas que definen a partir de las nociones de la energía centro de masas, Ecm, el elemento tiempo centro de masas del cuadri-vector momento, p0cm, y la velocidad centro de masas, vcm cuando la velocidad centro de masas es cero ´energía relativística del centro del marco del momento m = Ecm/c2, Ecm = p0cmc|vcm=0, en el caso de un sistema de partículas´ [8].

 

De acuerdo con estos tres niveles de definición de la masa ´Esta masa es una invariante. No cambia con la velocidad!” ´se llama la condición de la masa-armazón, porque es la forma isomorfa de la ecuación de una armazón esférica. ´ [8]. Bajo las anteriores consideraciones la relatividad moderna introduce un nuevo objeto en la realidad distinto a las partículas y a las ondas. Este objeto nuevo es el sistema de fotones multidimensional que explicaría el tránsito de las partículas carentes de "masa en reposo" a sistemas de partículas con "masa en reposo" ya que, aunque, se afirma que no, realmente esta masa equivale a la masa en reposo. Y, también, resolvería el problema existente en la física cuántica de hallar el mecanismo que a partir del campo produce la sustancia, a espaldas del hipotético bosón Higgs que se cree le da "masa en reposo" a los paquetes de energía carentes de ella, para producir los subquarks constitutivos de los quarks.

 

La dilatación del tiempo, γ, vinculada a la relación entre el tiempo coordinado y el tiempo propio, dt/dτ, que es consecuencia de la relatividad de la simultaneidad, en que se basa la relatividad especial, de acuerdo con la relatividad moderna sólo está asociado con la velocidad, es decir, con la energía cinética, pero no con la masa, debido a lo cual la relatividad moderna rechaza los términos masa en reposo y masa relativística. La dilatación del tiempo hace variar la energía cinética pero no la masa debido a que la energía no constituye masa. Esta interpretación que hace la denominada relatividad moderna no corresponde a la concepción de Einstein, que no obstante los citados físicos declaran rescatar. Para Einstein, la dilatación del tiempo al estar asociado con la velocidad, representa una variación de energía, que provoca la variación de la masa. Textualmente, en ´Sobre la teoría especial y la teoría general de la relatividad”, Pág. 34, Einstein dice "la masa inercial de un cuerpo no es una constante, sino que varía de acuerdo con los cambios de energía del cuerpo" [5]. Y en ´El significado de la Relatividad”, Pág. 102, Einstein dice "La masa de un cuerpo no es constante; varía con las variaciones de energía" [5]. Entonces, ¿cómo llamar la masa de un cuerpo no sujeto a variaciones de energía?. Y ¿cómo llamar la masa de un cuerpo cuando existen variaciones de energía?. Una es la masa en reposo y la otra la masa relativística.

´El γ término se asocia físicamente al término de la velocidad con la dilatación del tiempo. ¿En el pasado algunos físicos comenzando con Planck, Lewis, y Tolman, no Einstein, han asociado el término γ con la masa lo que define una nueva clase de masa

 

M = γm ← Mal

 

Esta M inadecuadamente se llama "masa relativista". En ausencia de un potencial, el elemento ceroth del cuadri-vector momento se define como la energía dividida por c, dando por resultado

 

p0 = Mu0

 

E/c=Mc

 

M=E/c2 Mal´ [8]

 

´La m en este método se califica y se llama inadecuadamente "masa en reposo". Es incorrecto hacer esto por la razón siguiente. Al llamar m "masa en reposo" deduce el oyente que m no es la masa según otros marcos para los cuales no esté en reposo. Hemos observado ya que m es una invariante, que tiene el mismo valor según cualquier marco. No es justo el valor para el marco en reposo. El método de masa relativista también conduce a muchas conclusiones erróneas. Por ese método la luz tiene cero "masa en reposo". Para uno de muchos ejemplos, se ha discutido que puesto que la luz no está en reposo en ningún marco, la cuestión si tiene masa en reposo o "masa reposo" sea incontestable. No. m = 0 se observa como la contracción del cuadri-momento de un fotón según cualquier marco, no apenas en el "marco en reposo".

En corto los términos "masa relativista" y "masa en reposo" es necesario abandonarlos y la masa verdadera m que se observa realmente es una invariante. No cambia con la velocidad. También, por esto, la definición físicamente correcta de un fotón, o cualquier cosa que viaja a la velocidad invariante c de Lorentz, es que tiene masa cero” [8].

 

Los argumentos anteriores en contra de la masa en reposo también se pueden utilizar en contra de la energía en reposo, usada por la relatividad moderna para explicar la masa. Realmente, el término de masa en reposo es válido en el mismo sentido del tiempo propio o de la energía en reposo, es decir, mediante referir el movimiento de los demás marcos de referencia a un marco ´en reposo”, que puede ser todo marco, con la única excepción del marco del campo electromagnético en el vacío, debido al principio de relatividad del movimiento. La cuestión es que la "masa relativista" de cuando un marco es referenciado en movimiento es "masa en reposo" para cuando el marco se toma en reposo. Por tanto, en la relatividad especial existe no-covariancia para el aumento de la masa con la velocidad. Esto es directa consecuencia de la relación equivalente, de la relatividad especial, entre un marco de referencia considerado en reposo y el mismo marco de referencia considerado en movimiento rectilíneo uniforme. Sin embargo, es precisamente de esta falta de covariancia de donde, en la relatividad especial, surge directamente la equivalencia entre energía cinética y masa: La energía cinética atribuída a un cuerpo en un marco de referencia en movimiento uniforme rectílineo hace parte de la "masa en reposo" del cuerpo cuando este marco de referencia es tomado en "reposo".

 

´Tenemos

 

ER = (dt/dτ)mc2

 

ER = γmc2 ← Bien

 

í‰sta es la masa - relación relativista de la energía para una partícula masiva. Ahora esta energía no va a cero mientras que v va a cero así que vemos que una partícula masiva todavía tiene energía incluso cuando está en reposo. Esto nos dice que la masa es equivalente a la energía en reposo que significa energía relativista a velocidad cero

 

E0 = ER|v=0 = mc2 ← Bien

La energía cinética de una partícula es el monto de energía que esta solamente asociada con su movimiento. Por supuesto

EK = ER - E0

Esto resulta en

EK = (g - 1)mc2 ´ [8].

El anterior desarrollo matemático se basa en el que efectúo Einstein, el cual privilegia la definición de la variación de la energía en función del efecto de la dilatación del tiempo a cambio de que se defina la variación de la masa en función a esta dilatación. Einstein uso el anterior método debido a la restricción impuesta por el objetivo de explicar el mecanismo físico que impide alcanzar la velocidad c. Este mecanismo es el de que se vuelve divergente la energía necesaria para que un cuerpo con masa según el cuadri-vector momento alcance c. Pero, no es a causa de que la masa no se pueda distinguir entre masa en reposo y masa relativística.

De otra parte, la definición de masa para un sistema de partículas que hace la relatividad moderna presenta un doble problema. El primero, es la incertidumbre que existe en la medición de la masa, como consecuencia del principio de relatividad de la simultaneidad, en que se basa la relatividad especial. Y el segundo, la carencia de masa de la energía, en la dirección de la onda, que considera la relatividad moderna. El primer problema si es real, aunque esta incertidumbre es distinta a la del principio de incertidumbre de Heisenberg de la mecánica cuántica. Pero, el segundo problema es el producto que crea la relatividad moderna, ya antes discutido de energía sin masa.

´Hemos visto que para una partícula singular la masa es equivalente a la energía en reposo.

 

E0 = mc2.

 

Para un sistema de partículas el mejor concepto para el sistema de la masa m es definirlo como el centro del momento del marco de energía Ecm.

 

Ecm = mc2.

 

La masa del sistema no resulta igual al total o a la suma de las masas mtot de las partes componentes. En su lugar es la energía total sumada para todas las partes componentes según el centro del marco del momento” [8].

 

´Debido a la simultaneidad relativa psys no es siempre igual a la "simultánea" suma del cuadri-momento de las partes componentes cuando hay fuerzas externas que actúan en varias localizaciones en el sistema. La masa del sistema se define como el invariante siguiente.

m = Ecm/c2

´el cuadri-momento neto del sistema es de hecho un cuadri-vector en sí mismo y produce

 

ERsys = γcmmc2

 

donde m es la masa del sistema y es su centro de la energía del marco del momento tan bien como

 

p = γcmmucm

 

y

 

m2c2 = Ecm2/c2

La razón que la masa, m = Ecm/c2, no es igual que el "total" de las masas constitutivas, mtot, es que la suma de las masas de las partes componentes no es igual siempre a la del centro de la energía del marco del momento. Por ejemplo, un sistema de partículas sin masa tiene una condición total cero de la masa armazón cuando todas se mueven en la misma dirección mientras que el sistema tiene una condición total distinta a cero de la masa armazón cuando se mueven en diversas direcciones. Una ventaja de la definición del centro de la energía del marco del momento para la masa sobre la "masa total" es que por esta definición, no solamente la masa es un invariante, sino que esta masa de un sistema también se conserva.” [8].

El autor advierte que la confusión existente con relación al concepto de masa realmente radica en que este concepto se hace igual al concepto de masa de acuerdo con las partículas ´masivas” como el electrón, protón, neutrón, quarks y subquarks etc. Así, la masa existe en el espacio-tiempo, es decir, la masa es cuadri-dimensional Y, en consecuencia, la masa se destierra de las partículas ´no masivas” como el fotón y el gravitón siempre que existan en una única dimensión, ya que según la relatividad moderna un sistema de fotones que se mueve en diferentes direcciones si posee masa, lo que también sería aplicable a los gravitones. Con lo cual se rompe con la unidad masa-energía, y se llega ha considerar energía sin que constituya masa y la masa sin que pueda sufrir cambios debidos a variaciones de energía. ¿Por qué la masa ha de ser necesariamente cuadri-dimensional? ¿Porqué la masa no puede también ser unidimensional?. La relatividad moderna parece desconocer las propiedades fuertemente inerciales de los rayos láser. El autor observa que si realmente se sigue a Einstein se tiene que la energía estructurada en el cuadri-vector momento es energía concentrada, por tanto, lo que comúnmente llamamos masa, mientras que la masa estructurada como mono-vector momento es masa radificada, o sea, lo que cabalmente denominamos energía.

Oprima aquí, si usted desea volver a la Tabla de contenido

4 La energía posee inercia

En la relatividad la inercia de la energía posee dos definiciones. Una de acuerdo con la teoría de la relatividad especial y la otra según la relatividad general. En el primer caso sería un atributo de la masa que posee la energía y en el segundo caso se encuentra asociada con las propiedades del espacio-tiempo.

4.1 La energía posee inercia según la relatividad especial

 

En la teoría de la relatividad de Einstein, el concepto de inercia de la sustancia y del campo proviene de la relatividad especial, la cual descubre el soporte de la inercia, en la ley universal de la física de equivalencia entre masa-energía ´el hecho de que la equivalencia masa-energía emerge tan naturalmente de la cinemática de Einstein, aplicable a todas las clases de masa y de energía, es principalmente responsable del reconocimiento de esta equivalencia como un aspecto general y fundamental de la naturaleza.” [9]. Los científicos entienden por inercia fundamentalmente la inercia de la masa, que extienden a la energía siempre que energía equivalga a masa y la masa equivalga a energía. Con relación a esta equivalencia la relatividad especial presenta un doble problema. El primero, es respecto de la conservación del momento, que debido a la relatividad de la simultaneidad sólo vale en forma aproximada. Y el segundo problema es la validez parcial de la equivalencia entre energía y masa, de acuerdo con su definición en el momento relativístico, debido a que éste viola el principio de correspondencia de la energía en el límite newtoniano. Por estas dos razones la relatividad especial no logra explicar debidamente la unidad y equivalencia masa-energía, que ha partir de concepción filosófica de Einstein y de la observación se intuye, como una equivalencia total. ´La equivalencia de masa e inercia parece ser verdad según toda la evidencia empírica. En teoría por lo menos se ven a veces como cualidades distintas.” [7]. Además, la relatividad especial no diferencia la inercia de la masa de la inercia de la energía. Por tanto, la relatividad de Einstein se aproxima pero no resuelve del todo como opera la inercia en la naturaleza.

 

Otros físicos, concientes de ambos problemas también, han revisado el alcance de la equivalencia entre masa y energía aunque con relación a la inercia. Ellos si usan los términos de masa relativística y masa en reposo. Con relación a la masa relativística ellos dicen: ´los dos átomos peque ños tienen levemente menos masa en reposo que el átomo grande original, pero en el instante de la división el total de la calidad "masa-como" se conserva, porque esos dos átomos más peque ños tienen velocidades enormes, de tal manera que la masa relativista total está exactamente conservada. (Esta conservación física es la razón principal que el viejo concepto de la masa relativista nunca se ha desechado totalmente.)". "en cualquier caso (fisión o fusión), una reducción neta de masa en reposo ocurre, acompa ñada por la aparición de una cantidad equivalente de energía cinética y de radiación. (El real mecanismo detallado por el cual la energía de enlace, originalmente una "característica del reposo" con inercia isotrópica, se convierte en una propiedad cinética representando lo qué podemos llamar masa relativista con inercia anisotrópica, no es bien entendido.) [9]. Estos físicos demuestran, de una parte, que en términos de la matemática de la relatividad especial sólo se explica la conservación del momento para fuerzas de interacción, sobre un cuerpo, en contacto en un punto y en la dirección de su movimiento y, de otra parte. que sólo se explica la inercia extra que adquiere un cuerpo debida a su movimiento.

 

Ellos examinan la ecuación de la equivalencia entre masa y energía, de acuerdo con su definición dentro del marco conceptual de la relatividad especial, y encuentran que el concepto de inercia está doblemente restringido. Primero, cuantitativamente ya que del principio de la relatividad de la simultaneidad, fundamento básico de la relatividad especial, se deriva que en general en las variaciones del momento de un cuerpo existe incertidumbre acerca de su conservación, luego la medida de la variación de la inercia, en unidades de masa, carece de exactitud. Y segundo cualitativamente, puesto que la ausencia de correspondencia entre la definición de energía de la relatividad según el cuadri-vector momento, y la definición de energía cinética de acuerdo con la mecánica clásica, hace que este concepto de energía pierda representatividad, y la equivalencia entre energía y masa deje de aplicar para la inercia total de un cuerpo.

Sin embargo, a pesar de estas fallas, básicamente de orden matemático, la experiencia indica que dicha equivalencia es general y que la concepción de Einstein sobre la unidad y equivalencia masa-energía es una ley de la naturaleza. Además, otros razonamientos por fuera de la relatividad conducen al mismo resultado. Pero, en estos físicos, se observa cierta reserva ideológica que apunta a una masa básica irreducible a energía, es decir, masa sin energía Es paradójico que tal pensamiento se origine en la interpretación puramente matemática de la relatividad, a espaldas de la concepción filosófica de Einstein, acerca de la masa como energía concentrada y a la energía como masa radificada y, no obstante, finalmente, como se verá, este pensamiento descansa en una reflexión a espaldas del maniqueísmo matemático, a que en la actualidad se ha reducido la verdad, en la ciencia de la física. Es decir, que dicho pensamiento finalmente se basa en una prevención ideológica, que puede tener sus raíces en un materialismo físico craso.

El autor, a continuación, incluye apartes del artículo ´The inertia of energy´ que plantea el doble problema que afecta la inercia, a partir de la equivalencia entre masa y energía, de acuerdo con la matemática de la relatividad especial, lo que conduce por parte de estos físicos a la tesis de una masa irreducible a energía.

La noción de inercia se desprende de la ley de acción-reacción, y consecuentemente aparece como un atributo de la energía que se mide por la resistencia de la masa a modificar su estado.

´El principio básico de la relatividad especial de Einstein es que las medidas de inercia de intervalos espaciales y temporales son tales que la velocidad de la luz con respecto a esas medidas es invariante. Se sigue que las velocidades relativas no son transitivamente sumadas desde un marco de referencia a otro, y, consecuentemente, la aceleración de un objeto con respecto a un marco de inercia se debe diferenciar de su aceleración con respecto a otro marco de inercia. Sin embargo, por simetría, una fuerza del impacto ejercido por dos objetos (en una dimensión espacial) sobre cada otro es igual y opuesta, sin importar su velocidad relativa. Estas consideraciones simples conducen directamente a la idea que la inercia (cuantificada por la masa) es una cualidad de la energía” [9].

La inercia de una partícula varía con los cambios de energía que la reacción a una fuerza de interacción, aplicada sobre la partícula, causan en su velocidad y se mide en unidades de masa. En particular, la inercia en la dirección del movimiento de una partícula aumenta como resultado de su aceleración. Este aumento es debido a la energía empleada en la aceleración.

´Dado un objeto O de masa m, inicialmente en reposo, le aplicamos una fuerza F al objeto, dándole una aceleración de F/m. Después de un rato el objeto ha alcanzado una cierta velocidad v, y continuamos aplicando la fuerza constante F. Pero ahora imagine a otro observador inercial, éste momentáneamente co-moviéndose con el objeto en este instante con una velocidad v. Este otro observador ve un objeto inmóvil O de la masa m sujeto a una fuerza F, así pues, en la asunción que las leyes de la física son iguales en todos los marcos de inercia, nosotros sabemos que él verá el objeto responder con una aceleración de F/m (exactamente como lo hicimos). Sin embargo, debido a la no-aditividad de las velocidades, la aceleración con respecto a nuestras medidas de tiempo y espacio serán diferentes. Así, aunque todavía estamos aplicando una fuerza F al objeto, su aceleración (concerniente a nuestro marco) no es mayor o igual a F/m. En efecto, será menor, y esta aceleración debe ir a cero mientras que v tienda a la velocidad de la luz. Así la inercia eficaz del objeto en la dirección de su movimiento aumenta. Durante este experimento podemos también integrar la fuerza que ejercimos sobre la distancia que viajo el objeto, y determinar la cantidad de trabajo (energía) que nosotros impartimos al objeto en llevarlo a la velocidad v. Con un poco de álgebra podemos demostrar que el cociente de la cantidad de energía que ponemos en el objeto a la cantidad por la cual la inercia del objeto (unidades de la masa) crecio es exactamente c2´ [9].

La medición del cambio en la inercia de una partícula requiere que se haga la distinción de la masa en masa en reposo, m0, y masa relativística, m. La diferencia entre m - m0 es exactamente proporcional al cambio en la energía cinética de la partícula.

´Si la fuerza F fuera igual a m0a (como en la mecánica newtoniana) estas dos cantidades igualarían m0 y (1/2)m0v2 respectivamente. Sin embargo, hemos visto que la consistencia con la cinemática relativista requiere que la fuerza sea dada por la ecuación F =m0a / (1- v2 / c2)3/2. Consecuentemente, la masa inercial esta dada por m = m0 / (1- v2 / c2)1/2, así que excede la masa en reposo siempre que la partícula tenga velocidad diferente a cero. Este aumento en la masa inercial es exactamente proporcional a la energía cinética de la partícula, según lo muestra E / (m-m0) = c2

La proporcionalidad exacta entre la inercia adicional y la energía adicional de una partícula móvil sugiere naturalmente que sea la energía en sí misma la que ha contribuido a la inercia, y alternativamente sugiere que toda la inercia de la partícula (incluyendo su inercia en reposo m0) corresponda a una cierta forma de energía. Esto nos conduce a presumir la relación muy general e importante, E = mc2, que significa una equivalencia fundamental entre la energía y la masa inercial. De esto podemos imaginar que toda la inercia es potencialmente convertible a energía, aunque es digno de observar de que esto no sigue rigurosamente los principios de la relatividad especial. Es exactamente una hipótesis sugerida por la relatividad especial (que también es sugerida por las ecuaciones de Maxwell" )” [9].

La teoría de la relatividad especial falla no en su concepción filosófica pero si en su consistencia matemática para la conservación del momento, de acuerdo con la equivalencia entre masa y energía, dentro del marco de la relatividad de la simultaneidad. Otro tanto le ocurre a la teoría cuántica con la conservación del momento, aunque delante del principio de incertidumbre. Es decir, las dos grandes teorías sobre la física, que disputan su prominencia, presentan problema con la conservación del momento.

La relatividad de la simultaneidad es global e incluso local. Según la relatividad especial sólo existe simultaneidad verdadera entre sucesos cuando ocurren matemáticamente en el mismo punto, o lo que es igual con las mismas coordenadas espacio-tiempo. Esta limitación fundamental de la simultaneidad introduce incertidumbre en la conservación del momento, ya que únicamente la interacción entre eventos, con simultaneidad verdadera, o sea, en mutuo contacto y con fuerzas actuantes paralelas a la dirección del movimiento, no tiene problema con la ley de acción-reacción de Newton. Como consecuencia, en la relatividad especial la ley de conservación del momento, en su representación matemática, se debe tomar como una aproximación, estrictamente válida para el caso de cuando existe la simultaneidad verdadera.

´incidentemente, de la derivación antedicha Newton siguió en adoptar la tercera ley (por lo menos para las interacciones del impulso a lo largo de la línea del movimiento) como postulado fundamental, con base en la simetría. De esto se puede deducir la conservación del momento. Sin embargo, la mayoría de los tratamientos modernos de la relatividad proceden en la dirección opuesta, postulando la conservación del momento y después deduciendo algo como la tercera ley. (Hay complicaciones al aplicar la tercera ley a las interacciones extendidas, y a las interacciones en las cuales las fuerzas no son paralelas a la dirección del movimiento, debido a la ambigüedad de las relaciones de la simultaneidad, pero la derivación precedente fue basada solamente en las interacciones que se pueden modelar como acontecimientos en mutuo contacto en puntos singulares, con las fuerzas paralelas a la dirección del movimiento, caso en que la tercera ley no es problemática.)” [9].

´El acercamiento moderno típico a la mecánica relativista es comenzar definiendo el momento como el producto de la masa en reposo y la velocidad." "esta definición es motivada por el hecho de que esta de acuerdo con el momento no-relativista en el límite de velocidades bajas” [9].

´Basada en esta definición, la aproximación moderna postula simplemente que el momento es conservado. Entonces definimos la fuerza relativista como el índice del cambio del momento. í‰sta es la segunda ley de Newton, y es motivado en gran parte por el hecho de que esta "fuerza", junto con la conservación del momento, implica la tercera ley de Newton (por lo menos en el caso de las fuerzas de contacto) [9].

Por otra parte, el formulismo de la relatividad, construido mediante tensores, requiere que el tri-vector momento, que es perfectamente consistente con el momento no-relativístico en el limite de velocidades bajas, se reúna con la energía a fin de volverlo el tensor momento relativístico. Esta transformación presenta el problema que viola el principio de correspondencia para el elemento p0 del momento relativístico de una partícula. Este p0, que representa la energía de la partícula, debería tener la propiedad que la energía en el límite newtoniano de baja velocidad, debería reducirse a la expresión cuantitativa clásica de la energía cinética, lo que no ocurre. Esto hace que la expresión cuantitativa relativística de la energía, de acuerdo con p0, resulte convencional y pierda su significado físico, que es nada menos el de la equivalencia entre masa y energía. Por esta falta de correspondencia, la validez de la equivalencia entre masa y energía queda estrictamente limitada a la inercia extra, que adquiere una partícula a causa de su velocidad, pero no aplica para la masa inercial total de la partícula.

´desde un punto de vista puramente relativista, la definición del momento como un 3-vector es incompleta. ¿Estos tres componentes son proporcionales a los derivados de las tres coordenadas espaciales x, y, z del objeto con respecto al tiempo propio γ, ¿pero qué acerca del tiempo coordinado t del objeto? Si xj, j = 0, 1, 2, 3 denotan los coordenadas t, x, y, z, entonces es natural considerar el 4-vector

pj = m / √1-v2 dxj / dt

donde m es la masa en reposo. Entonces se define la fuerza relativista 4-vector como el índice apropiado del cambio del momento” [9].

´el principio de correspondencia nos permite fácilmente identificar los tres componentes p1, p2, p3 como exactamente nuestro momento original 3-vector, pero ahora tenemos un componente adicional, p0, equal to m(dt/dγ). Llamemos este componente la "energía" E del objeto. En las cuadri-dimensional coordenadas del espaciotiempo el tiempo coordinado t se relaciona con el tiempo propio t del objeto de acuerdo a dγ2 = √dt2 - dx2- dy2 - dz2 ´[9]. En consecuencia:

E = m / √1-v2

´el primer término es simplemente m (or mc2 en unidades normales), así que interpretamos esto como la energía en reposo de la masa. Esto se presenta a veces como derivado de la equivalencia masa-energía, pero en el mejor de los casos es real y exactamente un sugestivo dispositivo heurístico. El paso clave en esta "derivación" fue cuando alegremente decidimos llamar p0 la "energía" del objeto. En sentido estricto, violamos nuestro "principio de correspondencia" con esta definición, porque por la correspondencia con el límite de baja velocidad, la energía E de una partícula debe ser algo como ½mv2, y claramente p0 no se reduce a esto en el límite de baja velocidad. Sin embargo, definimos p0 como la "energía" E, y desde entonces el componente m cuando v = 0, nosotros lo definimos exactamente E = m (or E = mc2 en unidades ordinarias) para una masa en reposo. Desde este razonamiento es claro que éste no es otra cosa distinta que una convención de registro, que se podría también aplicar en mecánica clásica usando una cierta velocidad arbitraria al cuadrado para convertir unidades de masa a unidades de energía. La afirmación de la equivalencia física entre masa inercial y energía tiene significado solamente si es realmente posible para la masa entera de un objeto, incluyendo su masa en reposo, exhibir manifiestamente las cualidades de la energía. Careciendo de esto, la única equivalencia entre masa inercial y energía que la relatividad especial estrictamente establece es la inercia "adicional" que los cuerpos exhiben cuando adquieren energía cinética” [9].

No obstante, se puede por otros medios matemáticos, que fueron desarrollados por los autores de ´The Inertia of energy´, inducir como probable la total equivalencia entre masa y energía.

´Volviendo a la cuestión de cómo la masa y la energía se pueden mirar como diversas expresiones de la misma cosa, recordemos que la energía de una partícula con la masa en reposo m0 y la velocidad V es m0/(1-V2)1/2. Podemos también determinar la energía de una partícula cuyo movimiento se defina como la composición de dos velocidades ortogonales. Permítanos que t, x, y, z denoten los coordenadas inerciales del sistema S, y que T, x, y, z denoten las coordenadas inerciales (alineadas) del sistema s. En S la partícula se está moviendo con la velocidad vy en la dirección positiva de y así que sus coordenadas son t=t x=0 y=vyt z=0

Se sigue que la energía total (despreciando la tensión y otras formas de energía potencial) de un anillo de la materia con una masa en reposo m0 que gira con una velocidad circunferencial intrínseca u y trasladándose con una velocidad v en la dirección axial es

E = m0 /(1-V2)1/2 = m0 /(1-u2)1/2(1-v2)1/2

Una discusión similar se aplica a los movimientos de translación del anillo en cualquier dirección, no sólo en la dirección axial. Por ejemplo, considere los movimientos en el plano del anillo, y céntrese en las contribuciones de dos partículas diametricalmente opuestas (cada una de masa en reposo m0/2) sobre el anillo )” [9].

´Si el movimiento circunferencial de las dos partículas sucede perpendicular al movimiento de translación del anillo, entonces la fórmula precedente para E es aplicable, y representa la energía total de las dos partículas. Si, por otra parte, el movimiento circunferencial de dos partícula es paralelo al movimiento del centro del anillo entonces las dos partícula tienen las velocidades (v+u)/(1+vu) y (v-u)/(1-vu) respectivamente, así que la energía total combinada (es decir, la masa relativista) de las dos partículas es dada por la suma:

E = m0 / (1-u2)1/2 (1-v2)1/2

Así cada par de partículas diametricalmente opuestas con iguales y opuestos movimientos intrínsecos paralelos al movimiento de translación extrínseco contribuye la misma cantidad total de energía como si sus movimientos intrínsecos fueran ambos perpendiculares al movimiento extrínseco. Cada sistema limitado de partículas se puede descomponer en pares de partículas con movimientos intrínsecos iguales y opuestos, y estos movimientos son paralelos o perpendiculares o una misma combinación relativa al movimiento extrínseco del sistema, así que el análisis precedente demuestra que la masa relativista del sistema limitado de partículas es isotrópica, y el sistema se comporta justo como un objeto cuya masa en reposo es igual a la suma de las masas relativistas intrínsecas de las partículas constitutivas. (Nótese otra vez que no estamos considerando tensiones internas y otras clases de energía potencial.)

Esto ilustra bellamente cómo, si el anillo que giraba fuera montado dentro de una caja, miraríamos simplemente la energía cinética angular del anillo como parte de la masa en reposo M0 de la caja con la velocidad v, es decir,

E = m0 / (1-u2)1/2 / (1-v2)1/2 = M0 / (1-v2)1/2

donde la "masa en reposo" de la caja ahora está explícitamente dependiente de su contenido de energía. Esto conduce naturalmente a la idea que cada partícula original se puede también mirar como una "caja" cuyo contenido está en un estado excitado de la energía vía un cierto modo cinético (posiblemente rotatorio), y así la "masa" en reposo m0 de la partícula es real y exactamente la masa relativista de una menor cantidad de masa "verdadera" en reposo, conduciendo a un infinita regresión, y a la idea que quizás toda la materia es realmente una cierta forma de energía” [9].

Sin embargo, paradójicamente existe hoy día la tendencia entre algunos físicos de rechazar la concepción original de Einstein de la total equivalencia entre masa-energía, aún sin que exista una causa matemática, sino en última instancia ideológica, con lo cual se bloquea que por aquí se cuele la idea de la inercia de la energía, que conduce a aceptar como probable la existencia en la naturaleza de velocidades, en la transmisión de información, mayores que c, ya que en la actualidad se reconoce la existencia de ´velocidades mayores que la de la luz, por ejemplo, conectadas con la velocidad de fase de las ondas electromagnéticas en sólidos” [10] .

´ ¿Pero realmente tiene sentido imaginarse que toda la masa (es decir, resistencia de inercia) es real y exactamente energía, y que no hay masa en reposo irreducible en todo? Si no hay un núcleo original de materia irreducible, entonces qué posee en última instancia la energía?” [9].

Parece a esta altura que estos físicos no se han dado cuenta que al rechazar la total equivalencia entre masa y energía ¡acaban con el principio de equivalencia entre masa inercial y masa gravitatoria, en que se basa la relatividad general ¡. El autor pregunta ¿en que queda la predicción hecho por la relatividad general del curvamiento que sufre un haz de luz por la acción de la gravedad? El cual Einstein explica como consecuencia de que la luz posee masa.

Estos físicos dicen que han resuelto este problema como sigue:

´el campo gravitacional de una estrella puede doblar la trayectoria de un fotón sin masa. Bajo la teoría general de la relatividad de Einstein la masa del fotón no es atraída por la masa de la estrella. La masa de la estrella tuerce el espacio y la trayectoria del fotón cambia porque se curva el espacio, dice Paul Hewitt en Conceptual Physics” [11].

Realmente, la relatividad general explica la gravedad como la inercia de los cuerpos en un espacio-tiempo curvo de Riemann. Es decir, del movimiento inercial de cuerpos inerciales en ausencia de fuerzas. Luego, la luz sigue una trayectoria curva porque irremediablemente posee masa, aunque no masa en reposo, o sea, masa de acuerdo con el cuadri-vector del momento relativístico. Pero, si masa por la indestructible unidad entre masa y energía, en este caso, masa según el mono-vector momento.

El autor discrepa de las reservas de los estos científicos acerca de la unidad y equivalencia entre masa y energía, que la limitan ha una irreducible masa en energía o mínima cantidad de masa sin equivalencia en energía

El autor, en primer lugar, se acoge a la tesis cosmológica de que en el Big-Bang, durante la era cuántica, en el período de Planck, sólo hubo energía. Entonces, toda la sustancia es reducible a energía y la fuente de la inercia es la energía.

4.2 La energía posee inercia según la relatividad general

 

El autor advierte que si bien la relatividad especial introduce la inercia sólo se puede en definitiva entenderla, de acuerdo con la equivalencia entre masa y energía que se define en la relatividad general, cuya base es el principio de equivalencia entre masa inercial y masa gravitatoria y no el principio de relatividad de la simultaneidad. Adicionalmente, la relatividad general no fue la continuación de la relatividad especial.

Aunque, Einstein no derivo la relatividad general (GRT) de la relatividad especial (STR) si construyo la relatividad general a partir del principal producto de la relatividad especial. Este producto es la equivalencia entre masa y energía, que constituye en la relatividad especial la base física de la invariancia local de c, delante de la transformación de Lorentz, dentro del marco del espacio-tiempo de Minkowski.

Einstein antes de desarrollar la relatividad general eligió la alternativa metodológica más obvia. Einstein trato de dar una explicación de la gravedad, mediante construirla a partir de la teoría de la relatividad especial, que llamó la teoría relativística de la gravedad (TRG), como antes lo habían intentado Poincare y Minkowski. Pero, Einstein encontró en la invariancia de la masa en reposo de la relatividad especial, el obstáculo insalvable que le hizo abandonar la teoría relativística de la gravedad, dentro del proceso de su formación. Esto es debido a ´la representación no-covariante del aumento de masa con la velocidad condujo en particular a la conclusión de la imposibilidad de describir el potencial de la gravedad por un 4-vector. Es más, esta representación fue presentada como la base de la supuesta (principio) ley de la equivalencia de masa y energía o la ley de la inercia de la energía. (LEI) ". "LEI se considera como uno de los resultados principales del STR." "que se volvió una de las bases de la GRT. Exactamente sobre la base de LEI el potencial gravitacional se le ha atribuido las características de un 4-tensor de rango 2. Esto permite identificar el potencial gravitacional con el tensor métrico, y GTR simultáneamente como una teoría del espacio-tiempo no-Euclidiano” [12].

´LEI en efecto condiciono el origen de GTR y se convirtió en la base de su construcción. Especialmente, se expresa en que las características del tensor son atribuidas al potencial gravitacional. Esto permitió que lo identificara con el tensor métrico que refleja la estructura geométrica del espacio-tiempo. Así, GTR, a lo largo de la teoría de la gravedad, llegó a ser la teoría del espacio-tiempo” [12].

La unidad y equivalencia masa-energía constituye la propia esencia de la relatividad y de la ley de la inercia de la energía, que abarca toda forma de energía. La ley de la inercia de la energía se aplica a las formas de la energía cinética y de la energía del vínculo entre partículas y, también, a la energía potencial, que en su manifestación de energía del potencial gravitatorio, es uno de los fundamentos de la construcción de la relatividad general.

´La particularidad muy distintiva de GTR es indudablemente la relación directa entre el potencial de la gravedad y el tensor métrico. A su turno, ésta es una consecuencia de la declaración fundamental que la característica gravitacional de cualquier sistema se debe a sus propiedades energéticas. La declaración en sí misma, como se sabe, se inclina directamente sobre LEI. Consecuentemente, la densidad total en la ecuación de Poisson se substituye por la densidad de la energía, un componente del tensor del momento de la energía. Y como Einstein nota: "si hay una ecuación análoga a la ecuación de Poisson en GTR, entonces esta es la ecuación tensorial para el tensor del potencial gravitacional gik´ [12].

La masa relativística que algunos físicos niegan o restringen, en cuanto tienen una visión de la relatividad muy cerrada a la relatividad especial, realmente constituye la base de que en la GTR el potencial gravitacional se describa con el 4-tensor de rango 2.

´por lo que uno puede juzgar, la representación del aumento de la masa con la velocidad; m = γm0 ha servido como factor decisivo en favor de describir el potencial gravitacional con la ayuda de un 4-tensor. Permítanos dar un cierto razonamiento concebible aquí. Comencemos que los potenciales de Coulomb y de Newton tienen una forma similar. En cuanto, el potencial eléctrico se transforma como un componente del 4-vector. Si uno considera que la "carga gravitacional" (masa), ha desemejanza de la carga eléctrica, aumenta con la velocidad, entonces el potencial gravitacional tiene que comportarse como un tensor de rango 2 en expensa de un factor adicional de Lorentz. El otro razonamiento que es esencialmente similar al anterior se basa en que la energía se convierte en una fuente del campo gravitacional de acuerdo con LEI. Puesto que la energía es un componente del 4-vector la "carga gravitacional" también adquiere a misma calidad” [12].

En la relatividad general la masa es ´la longitud del momento 4-vector”, de acuerdo con las funciones que describen la relaciones métricas del espacio-tiempo, o sea, del campo gravitatorio. Esta ´masa será energía relativista del marco local en reposo [13]. La ecuación de la masa es:

m2c2 º |gmnpmpn|

´bajo esta definición, masa es un invariante. No cambia con velocidad, ni con la localización en un campo de la gravedad!” [13].

En la relatividad general la inercia de la masa se define como la resistencia que ejerce la masa de las partículas a que las partículas se muevan por fuera de las geodesias. Por tanto, ´masa es la resistencia de una partícula a desviarse del movimiento geodésico" y la ´inercia como la resistencia a la desviación del movimiento geodésico” [13]. Luego, la inercia queda vinculada a la estructura del espacio-tiempo. Así, ´según la relatividad general las fuerzas de inercia y gravitacional se presentan directamente fuera de la estructura del espacio-tiempo. Esto implica que una descripción adecuada de la inercia no se puede obtener solamente en base de masa inercial; el papel desempe ñado por espacio-tiempo debe también ser considerado” [14].

La relatividad general combinada con la teoría cuántica conduce a explicar la inercia como el resultado de la acción-reacción entre la masa de las partículas y la estructura del espacio-tiempo, es decir, como una interacción, que B. Haisch, A. Rueda, y H. E. Puthoff consideran ´entre los quarks y los electrones que constituyen la materia y el vacío electromagnético" [14]. Ellos consideran el vacío cuántico sólo como vacío electromagnético debido a que siguen la explicación de la relatividad general del fenómeno gravitatorio como resultado de la curvatura del espaciotiempo.

El espacio.tiempo, es considerado como un ´un mar de la energía electromagnética del punto-cero que tradicionalmente se llama el vacío cuántico electromagnético” [15].

´La física quántica predice la existencia de un mar subyacente de energía del punto-cero en todo punto en el universo. Esto es diferente del fondo cósmico de microondas y también se refiere como el vacío electromagnético quántico puesto que es el estado de energía más bajo del espacio de otra manera vacío. Este mar de energía llena todo el espacio y es absolutamente igual por todas partes según lo percibe todo marco de referencia de velocidad constante. Pero visto desde un marco de referencia acelerado, el patrón de radiación de la energía minuciosamente se tuerce: una minúscula corriente direccional propia es experimentada por un objeto o un observador acelerado, esta es el flujo de Rindler. Es importante destacar que la fuerza resultante de esa energía-momento resulta proporcional a la aceleración. Esta energía-momento se presenta siempre que cualquier objeto acelera e interactúa automáticamente con las partículas fundamentales que constituyen la materia (los quarks y los electrones), ensimisma es una fuerza de interacción que se presenta en la dirección opuesta a la aceleración. Este proceso se puede interpretar como el origen de la inercia” [15].

´La tercera ley del Newton declara que si un agente aplica una fuerza a un punto sobre un objeto, allí en ese punto se presenta una fuerza igual y opuesta de reacción sobre el agente. En el caso de un objeto fijo la fuerza de reacción igual y opuesta se puede explicar por las fuerzas intraatómicas en la vecindad del punto del contacto que actúan para resistir la compresión, y éstas alternadamente se pueden explicar por las interacciones electromagnéticas que implican los electrones orbítales de los átomos o las moléculas adyacentes, etc.” [15].

´Ahora una experiencia similar de una fuerza de reacción igual y opuesta se presenta cuando se fuerza un objeto no fijo ha acelerar. ¿Por qué la aceleración crea tal fuerza de reacción? Sugerimos que esta fuerza de reacción igual y opuesta también tiene una causa subyacente que es por lo menos parcialmente electromagnética, y específicamente se puede deber a la dispersión de la radiación electromagnética del vacío quántico” [15].

Haisch y Rueda han ´demostró que desde el punto de vista del agente que empuja existe un flujo neto (vector de Poynting) de la radiación de transito del vacío quántico al objeto de aceleración en una dirección opuesta a la aceleración: el flujo de Rindler. La interacción de este flujo con los quarks y los electrones que constituyen un objeto material crearía una fuerza hacia atrás de reacción que se puede interpretar como de inercia ".." las desviaciones de un objeto desde sus propias geodésicas de movimiento resulta en una fuerza de reacción inercial” [15].

Sin embargo, Haisch, Rueda, y Puthoff son criticados debido a que ´los quarks y los electrones, que constituyen la materia, deben estar dotados con una masa inercial propia. Igual es bien sabido, que las partículas subatómicas pueden ser asociadas, cada una, a una energía en reposo, que es el contenido de energía interna de cada partícula en ausencia de movimiento. Según E = mc2, llamada la "ley de la inercia de la energía" en épocas anteriores, la energía en reposo de las partículas subatómicas debe dar lugar a efectos de inercia además de ésos inducidos por el ZPF. En este sentido, si las características de inercia de la materia ordinaria se demuestran por presentarse fuera de una interacción entre las partículas subatómicas y el ZPF; por lo que las características de inercia se deben también atribuir a las partículas en ellas mismas, luego el problema de la inercia simplemente se ha cambiado de puesto a una cantidad más peque ña de materia más bien a que de verdad se haya solucionado” [14].

De tal manera, el significado de inercia nos es difícil comprender exactamente. Desde la expresión más general de la teoría cuántica, que considera el electromagnetismo y la gravitación fenómenos del campo físico, el autor entiende la inercia como el fenómeno de interacción entre las partículas y el vacío, a través del que se mueven las partículas. La inercia sería la reacción del vacío sobre las partículas a la acción ejercida por las partículas sobre el vació, durante el proceso de movimiento de las partículas dentro del vacío. Ya que el vacío de acuerdo con la teoría quántica esta lleno ´de campos libres no nulos, es decir, campos alejados de sus fuentes” [16].

 

El autor entiende la inercia .de los fenómenos de la sustancia cualitativamente diferente de la inercia de los fenómenos del campo. Es decir, la inercia de la masa, o cuadri-vector momento, cualitativamente distinta de la inercia de la energía, o mono-vector momento. Así la inercia no es sólo de la masa, de los fenómenos sustanciales, sino también de la energía, de los fenómenos del campo.

 

Para el autor, la inercia de una partícula sustancial es el resultado de la reacción de los campos que componen el vacío sobre la partícula sustancial. Mientras que la inercia de la energía de los campos es el resultado de la reacción de los campos que componen el vacío sobre las partículas no sustanciales de las ondas que interaccionan con éstos.

Oprima aquí, si usted desea volver a la Tabla de contenido

5 En el campo electromagnético se probará la ley de velocidad mayor a inercia menor

 

Debido a que los campos poseen inercia la ley que descubrí acerca de la velocidad mayor a menor inercia es una ley universal que rige la sustancia y el campo.

 

En el caso de los fenómenos del campo la inercia es directamente proporcional a la cantidad de energía de los paquetes que constituyen las partículas en el campo. En consecuencia, la inercia del electromagnetismo es directamente proporcional a la cantidad de energía de los fotones y la inercia de la gravedad es directamente proporcional a la cantidad de energía de los gravitones.

 

Para el campo electromagnético existen bases experimentales y teóricas que apuntan a la inversa dependencia de la velocidad de grupo de las ondas electromagnéticas de su energía, o lo que es lo mismo de la inercia de los fotones componentes de estas ondas.

Aunque, para la relatividad los fotones poseen una única velocidad que es c, hoy día según la teoría EM, de reciente formulación, los fotones pueden tener cualquier velocidad dependiendo de su masa aparente, temperatura ambiente y presencia de otras formas de materia.

 

´La energía del fotón se describe vía del modelo electromagnético mediado del auto-campo (EM)" [Fleming 2003 ], "así el fotón actualmente se considera una partícula mensajera para las fuerzas del EM que representan la unidad quántica fundamental de la energía del EM". "según la teoría de la relatividad, los fotones pueden moverse solamente a la velocidad de la luz, de 300.000 km/seg o de ~ 186.000 millas/seg. La teoría del auto-campo del EM es mucho más flexible delante de la velocidad del fotón; los fotones pueden tener cualquier velocidad dependiendo de su masa, de la temperatura ambiente, y de la presencia o de otra manera de materia. El decreto de la relatividad en cuanto a la constancia de la luz es realmente una declaración en cuanto a la reacción total sobre un solo fotón de la materia entera dentro del universo cuando éste es considerado isotrópico y homogéneo” [17].

5.1 Los experimentos con ondas evanescentes

Existe un fuerte indicio acerca de la validez de la ley de la inversa dependencia de la velocidad de grupo de las ondas electromagnéticas respecto de la inercia de los fotones en los experimentos realizados por el profesor Doctor Günter Nimtz, quien ha producido ondas muy débiles que se propagan superluminalmente.

 

Respecto a la naturaleza de estas ondas muy débiles Habich dice que son la refracción con límite máximo del .001 de la energía de la se ñal electromagnética usada como fuente para producirlas [18] mientras que Nimtz las explica como fotones virtuales [19].

 

´Una se ñal se piensa que causa un efecto correspondiente"... "una se ñal puede ser un solo fotón con una energía distinta, más general una se ñal es caracterizada por una frecuencia portadora y su modulación y ella está limitada por ser independiente de la magnitud” [19].

 

´las se ñales tienen generalmente una frecuencia de ancho de banda mucho menor que 1% de la frecuencia portadora, así los efectos de la dispersión como resultado de una interacción entre la onda electromagnética y cualquier potencial necesariamente no causa significativa reestructuración de la se ñal ".. "por ejemplo una se ñal numérica es definida por la envoltura que contiene la información total. La amplitud no lleva la información, solamente la mitad del ancho representa el número de dígitos. Aquí la frecuencia portadora es 2*1014 hertzio y la modulación de la banda de frecuencia relativa es 10−4. Para largas distancias de transmisión de se ñales éstas fueron moduladas en portadores de alta frecuencia.” [19].

 

Las técnicas de producción de ondas muy débiles a partir de microondas, fotones singulares y luz infrarroja [20] que se han usado, se basan en la inducción de ondas evanescentes por el paso de la se ñal fuente por la sección estrecha de las ondas guías, por el paso de fotones en estructuras entramadas de heteroestructuras o por el fracaso de la reflexión interna total en prismas dobles. Las ondas muy débiles que se producen son ondas evanescentes, porque su número de onda es un valor imaginario.

 

Las ondas muy débiles, o sea, de muy baja frecuencia se producen por el paso de la se ñal fuente a través de barreras fotónicas dieléctricas que son de dos tipos. El primer tipo de barrera, está constituido por la parte central de las ondas guías, que es una sección suficientemente estrecha, menos de la mitad de la longitud de onda en ambas direcciones, perpendicular a la propagación, por la que sólo pasan las frecuencias de onda más bajas de las frecuencias de la se ñal fuente. El otro tipo de barrera son los huecos de aire de las heteroestructuras y prismas dobles en los cuales la se ñal fuente pasa ha huecos de aire. En este caso la producción de las ondas de muy baja frecuencia se debe al mecanismo de cambio del tránsito de la se ñal entre un índice de refracción mayor que 1 del dieléctrico y el índice de refracción ≈ 1 del hueco de aire.

 

´Un par de meses después del descubrimiento de las se ñales con velocidad superluminal, mediante el experimento de túnel de microonda, un estudio de la velocidad de grupo superluminal y la transmisión de fotones ópticos singulares vía túnel hacia una barrera fotónica fue publicado. Sí ciertamente, como los autores demandaron ellos no midieron la velocidad de la se ñal mientras los fotones fueron emitidos en un proceso espontáneo. Sin embargo, la velocidad de grupo de la caja negra investigada (es decir el túnel barrera) se ha determinado y los datos son también válidos para la transmisión de se ñales. Al enviar se ñales que contienen millones de fotones ópticos análogos al experimento de microonda, la caja negra daría lugar a la misma velocidad superluminal de grupo que en el experimento del fotón singular. En efecto con el mismo sistema y procedimiento experimentales se ha probado con una muestra en gran parte de cristal, en vez de la barrera de túnel, que esta analogía de la caja negra ha sido correcta. Realmente en este caso el experimento del fotón singular rindió una velocidad de grupo sub-luminal según lo medido en espectroscopia estándar. En ambos, en los experimentos de microondas y en el del fotón singular, la velocidad de grupo se midió con un detector situado en el espacio libre lejos de la caja negra investigada. En tales medidas asintóticas la relación se guarda, es decir, la velocidad de grupo igual a la velocidad de la se ñal.” [19].

 

Las ondas evanescentes en su paso por la barrera no gastan tiempo, ya que no presentan cambio de fase, y es la causa de las velocidades superluminales de las ondas evanescentes.

 

Las máximas velocidades superluminales se han logrado con el doble prisma. En estos experimentos se usan dos prismas dieléctricos de perspex, de igual índice de refracción, y separados hasta 5 cm. por un hueco de aire. La se ñal usada son microondas de 3 cm. de longitud, con las que se ha alcanzado hasta 30c, para la velocidad de grupo de las ondas evanescentes inducidas [19]. Las ondas superluminales son ondas refractadas de frecuencia muy baja, por consiguiente de muy baja energía, cerrada al .001% de la energía de las microondas primitivas. Estas ondas se producen como el residuo de energía del orden menor o igual que .001%, que alcanza a refractarse cuando se produce la reflexión interna total de las microondas, que han ingresado al prisma con un ángulo de incidencia mayor que el ángulo de reflexión total, al chocar las microondas con el ´límite” del primer prisma. Este es el fenómeno de túnel de acuerdo con la mecánica cuántica, ya que la refracción de energía tan débil logra superar el potencial alto de energía de la barrera, lo que teóricamente no es posible en la mecánica clásica de ondas. Estas ondas superluminales no viajan al pasado sino que al no gastar tiempo al cruzar la barrera de aire arriban a la antena receptora antes de lo que lo harían fotones a la velocidad c [18].

 

5.2 El proyecto GLAST

En el 2006, en el proyecto GLAST, de la NASA, se probará para los rayos gamma, los de mayor energía del espectro electromagnético, la ley de velocidad mayor a menor inercia. Los rayos gamma son mil millones de veces más energéticos que la luz visible. Debido a la velocidad inversa dependencia de la energía los rayos gamma deberán tener una velocidad menor que c. Al respecto Christopher Wanjek escribió en Astronomy Today:

 

´No observada todavía en la naturaleza, la gravedad quántica es el acoplamiento largamente buscado que falta entre la relatividad general de Einstein y la mecánica quántica, los dos pilares incongruentes de la física moderna. El telescopio del espacio de área larga del rayo gamma de la NASA (GLAST), previsto para su lanzamiento en el 2005 (fue postergado para agosto del 2007 y posteriormente anticipado para el 2006), puede detectar por primera vez los efectos de la gravedad quántica en la velocidad del rayo gamma compuesto de una ráfaga de fotones, según dos científicos de la NASA.

 

Lo esencial de esto es que las ráfagas de rayos gama que GLAST detectará serán de suficiente potencia y lo suficiente distantes para establecer si los fotones de la más alta gran energía viajan más lentamente que los fotones de baja energía, por el efecto de la gravedad quántica.

 

Los drs Jay Norris y Jerry Bonnell del centro Goddard de vuelos espaciales de la NASA hicieron la matemáticas. Los dos astrónomos dijeron que solamente el tiempo dirá si GLAST detectará este tiempo de retraso, para la teoría de la gravedad quántica (y los números que van junto con ella) que sigue siendo algo especulativa” [21].

 

´El a ño pasado, el dr. Bradley Schaefer de la universidad de Tejas probó la consistencia de la velocidad de la luz con gran exactitud, con los fotones altos y de poca energía, y no encontró ninguna variación en tiempo. Aunque, los fotones en el análisis de Norris y de Bonnell, son de muy alta-energía que cualquier cosa estudiada antes."

"Con las ráfagas de fotones, de los rayos gamma, GLAST detectará el más alto del colmo. El instrumento podrá detectar fotones desde ráfagas de rayos gamma millares de veces más altos a las energías de ésos detectados en las misiones antes de GLAST, tal como HETE-2 y Swift So. Así, como fuentes de rayos gamma probablemente mil millones a ños luz lejos. GLAST puede detectar un retraso en los tiempos de llegada de los fotones mientras viajan a través de la sopa sin fin de gravitones” [21].

Oprima aquí, si usted desea volver a la Tabla de contenido

6 La interacción entre los campos y el vacío y la ley de velocidad mayor a inercia menor en los campos

 

El primer resultado que el autor obtuvo, de la ley velocidad mayor a inercia menor, fue la predicción, hecha en 1969, de que la velocidad en el vacío del gravitón será mayor que la velocidad del fotón, debido a que el equivalente en masa de la energía del fotón real es menor que 10-51 gramos, de acuerdo con su cálculo más reciente del 2003, realizado por Jun Luo y sus colegas en la Universidad Huazhong de ciencia y tecnología en Wuhan, China, mientras que el valor límite superior del equivalente en masa de la energía del gravitón real sería menor que 4,5 * 10−66 gramos, estimada por S S Gershtein, A A Logunov y M A Mestvirishvili, en 1997, con base en los parámetros observados de la expansión del Universo, y que es consistente con el valor menor que 0.5 * 10−65 gramos estimado por K Staniukovich y M Vasiliev hacia 1968. Además, debido a que tanto el fotón como el gravitón se propagan en el ´vacío”, que de acuerdo con la física cuántica está repleto ´de campos libres no nulos, es decir, campos alejados de sus fuentes …. que fluctúan” [13] y aún en el cero absoluto de temperatura el vacío posee energía llamada la ´zero-point energy (ZPE)”. Este ´vacío” interactúa tanto con el fotón como con el gravitón, ya que el gravitón también está bajo el efecto de otros campos e incluso de la propia gravedad.

 

La interacción del ´vacío” con los campos se realiza a través de varios mecanismos. Estos son: ZPE, radiación de fondo y campo gravitatorio estático.

 

6.1 ZPE

La interacción del campo electromagnético con el ZPE ha sido estudiado por varios grupos de científicos.

 

´El ZPE, que es inherente al vacío, da a el espacio libre sus varias características. Por ejemplo, la característica magnética del espacio libre se llama la permeabilidad mientras que la característica eléctrica correspondiente se llama permitividad. Ambos son afectados uniformemente por el ZPE” [22].

 

´la permeabilidad y permitividad del vacío son cantidades de energía relacionadas, que son directamente proporcionales a la energía por unidad de volumen (la densidad de la energía) del ZPE. Se sigue que si la densidad de la energía del ZPE se acrecienta siempre habría un aumento proporcional en el valor de la permeabilidad y de la permitividad.

 

Porque las ondas de luz son un fenómeno electromagnético, su movimiento a través del espacio es afectado por las características eléctricas y magnéticas del vacío, a saber la permitividad y la permeabilidad. Para examinar esto más detalladamente de cerca seguimos una declaración hecha por Lehrman y Swartz. Ellos precisaron que las ondas de la luz consisten en el cambio de campos eléctricos y de campos magnéticos. Generalmente, cualquier campo magnético que resulta de un cambio en un campo eléctrico debe ser por ejemplo opuesto al cambio en el campo eléctrico, según la ley de Lenz. Esto significa que la propiedad magnética del espacio tiene una clase de propiedad de inercia que inhibe el cambio rápido de los campos. La magnitud de esta característica es la constante magnética del espacio libre 'U' que generalmente se llama la permeabilidad magnética del vacío.” [22]

´La cantidad Q generalmente se llama la permitividad eléctrica del vacío. Está físicamente establecido que la velocidad del movimiento de la onda al cuadrado es proporcional al cociente de la elasticidad sobre la inercia del medio en el cual está viajando. En el caso del vacío y de la velocidad de la luz, c, esta ecuación estándar se vuelve:

 

c2 = 1 / (U Q)

 

Según lo observado arriba, U y Q son directamente proporcionales a la densidad de la energía del ZPE. Por lo tanto se sigue que cualquier aumento en la densidad de la energía del ZPF dará lugar no solamente a un aumento proporcional en U y Q, pero también causará una disminución de la velocidad de la luz, c” [22].

 

´Se ha mencionado ya que un aumento en densidad de la energía del vacío dará lugar a un aumento en la permitividad eléctrica y en la permeabilidad magnética del espacio, puesto que son energía relacionada. Puesto que la luz-velocidad es inversa a ambas características, si la densidad de la energía del vacío aumenta, la luz-velocidad disminuirá uniformemente a través del cosmos. De hecho, en 1990 Scharnhorst y Barton demostraron que al disminuir la densidad de la energía del vacío produciría una velocidad más alta para la luz.” [22].

 

´La pregunta entonces se presenta si o no existe ninguna otra evidencia de observación que la velocidad de la luz ha disminuido con el tiempo. Asombrosamente, unos 40 artículos acerca de esta misma materia aparecieron en la literatura científica a partir de 1926 a 1944. Algunos puntos importantes emergen de esta literatura. En 1944, a pesar de la preferencia fuerte por la constancia de las cantidades atómicas, los hechos forzaron al renuente N. E. Dorsey ha admitir: "de las varias determinaciones de la velocidad de la luz, es bien sabido que los valores definitivos sucesivamente divulgados, en general, han disminuido monótonamente de los 300.4 mega metros por segundo en 1874 de Cornu a los 299.776 en 1940 de Anderson.

 

Sin embargo, la declinación en el valor medido de 'c' fue notada mucho antes. En 1886, Simon Newcomb renuente concluyó que los más viejos resultados obtenidos alrededor de 1740 estaban de acuerdo con cada otro, pero indico que 'c' era cerca de 1% más alto que en su propio tiempo, inicios de 1880. En 1941 esta historia fue repetida cuando Birge hizo una declaración paralela mientras que escribía sobre los valores de 'c' obtenidos por Newcomb, Michelson, y otros alrededor de 1880. Birge fue forzado a conceder que "estos más viejos resultados son enteramente constantes entre sí mismos, pero su promedio es casi 100 km/s mayores que lo dado por los ocho resultados más recientes". Cada uno de estos tres científicos eminentes sostuvieron la creencia en la constancia absoluta de 'c'. Esto hace sus admisiones cuidadosas sobre la experimental declinación de los valores de la medición da la velocidad de la luz más significativas.” [22].

 

¿Cómo ocurre la interacción del fotón con el ZPE? Existe un ciclo de absorción-reemisión de los fotones por parte de las partículas virtuales presentes en el vacío. Este ciclo toma cierto tiempo. Cuando los fotones viajan dentro de una región del vacío de menor densidad de energía que otra los fotones viajan más rápidamente. Lo contrario también sucede. Por tanto, la velocidad del fotón es inversa dependiente de la densidad de la energía del vacío. Otro tanto, se debe esperar ocurra con la velocidad del gravitón.

 

´Las partículas virtuales que hacen "el vacío un hervidero" pueden absorber un fotón de luz y después re-emitirlo cuando se aniquilan. Este proceso, aunque es rápido, toma un tiempo finito. Cuanto más baja es la densidad de la energía del vacío, serán pocas las partículas virtuales en la trayectoria de los fotones de luz en tránsito. Por consiguiente, pocas absorciones y re-emisiones ocurren dentro de una distancia dada y la luz viaja más rápida dentro de esa distancia."

 

"Sin embargo, el inverso es también verdad. Cuanto más alta es la densidad de la energía del vacío, más partículas virtuales interactuaran con los fotones de luz dentro de una distancia dada, y la luz viajará más lentamente. Esto es semejante, a cuando la luz recorre un medio transparente tal como el cristal, de manera similar las absorciones y las re-emisiones ocurren, solo que esta vez son los átomos del cristal los que absorben y re-emiten los fotones de luz. Esta es la razón por la cual la luz se retarda mientras viaja dentro de un medio más denso. De hecho, cuanto más de cerca estén empacados los átomos, la luz viajará más lenta debido a que un mayor número de interacciones ocurren en una distancia dada. En una ilustración reciente la velocidad de la luz fue reducida a 17 metros/segundo cuando ella pasó a través de los átomos de sodio empacados extremadamente cerca y próximos al cero absoluto de temperatura. En otro experimento se logro parar la luz. Todo esto ahora se sabe gracias a la física experimental. Esto esta de acuerdo con el comentario de Barnett en Nature "que el vacío es ciertamente el más misterioso y evasivo objeto”.. La sugerencia que el valor de la velocidad de la luz esta determinado por su estructura es digno de la investigación seria de los físicos teóricos." [22].

 

6.2 Radiación de fondo

 

En el vació, también, ocurre la interacción entre la radiación de fondo, proveniente del Big-Bang, y la radiación de las estrellas o la radiación entre estrellas que presentan una diferencia notable de energía, lo cual da lugar a la aparición de pares electrón-positrón.

 

´físicos detectaron fotones muy energéticos emitidos por la galaxia Markarian. Se esperaba que los más energéticos de estos fotones interactuaran con otros fotones de muy poca energía de la radiación infrarroja de fondo, que es una radiación presente desde el universo temprano.

 

Cuando un fotón muy energético interactúa con un fotón de poca energía, ellos tienen la cantidad correcta de energía para crear un par electrón-positrón. Pero los físicos en HEGRA no detectaron los pares previstos electrón-positrón, sino en su lugar observaron fotones muy energéticos.”

 

""Usando la expresión de la velocidad de la luz dependiente de la frecuencia Kifune, Protheroe y Meyer encontraron que la energía combinada de cada tipo de fotón no era bastante para crear un par electrón-positrón" [4].

 

6.3 Campo gravitatorio estático

 

Otro mecanismo de interacción del vacío es debido al campo gravitatorio estático que actúa sobre el fotón y el mismo gravitón, dando lugar también a un ciclo de absorción-emisión de estas partículas. Este ciclo gasta cierto tiempo.

 

´En mecánica quántica, el vacío del espacio no es un vacío; más bien está repleto con las partículas virtuales, tales como el gravitón. Al pasar la luz a través de este vacío repleto de partículas virtuales se refracta, de manera similar a cuando pasa a través del agua o de cualquier otro medio sustancial.

 

El gravitón, que es la esencia de la fuerza gravitacional, interactuaría con (o desaceleraría) esas partículas con mayor potencial gravitacional. Con la masa directamente proporcional a la energía, según lo expresado en e=mc2, los fotones de una energía más alta tienen mayor potencial gravitacional que los fotones de baja energía, es como si "pesan" más.

 

Los fotones de más alta energía por lo tanto viajarían a través de espacio más lentamente que los fotones de baja-energía. (Esto no viola la constancia de la velocidad de la luz, porque la luz posee la misma velocidad solamente en un vacío absoluto.). Para detectar la diferencia muy leve en velocidad del fotón, se necesita una fuente extremadamente distante que emite fotones extremadamente de gran energía: es decir, ráfagas de rayos gamma.”[21].

 

´la gravedad retarda la velocidad de la luz de "c" a v=c/(1+GM/c2r). Esto asume la conservación del momento, moc=mv, cuando un fotón entra en un campo gravitacional y gana la energía GM/r. Esto aumenta la masa aparente "m" a mo[1+GM/c2r], y es equivalente a un aumento del índice de refracción en el vacío a n=c/v=1+GM/c2r. Un cálculo numérico para el rayo-trazado, sin ningún parámetro ajustable, encuentra la desviación que falta. Esto significa que la velocidad de la luz en el nivel del mar, en la tierra, es menor que en el espacio libre, por 21 cm/seg. Es importante que esto se confirme por un experimento directo, puesto que encontrarlo positivo invalidaría el principio de equivalencia subyacente en la GR..” [23].

 

´un fotón, que entra en un campo gravitacional, adquiere exceso de energía, comparada con la energía del campo gravitacional circundante, a la manera de una bola que al caer de una torre durante su viaje hacia la tierra va en aumento su energía.” [24].

 

El autor hace la distinción entre la inercia de la sustancia y la inercia del campo ya que mientras las partículas sustanciales al poseer masa de acuerdo con el cuadri-vector momento, están sujetas al principio de exclusión de Pauli, y obedecen a la estadística de Fermat-Dirac. En cambio, las partículas del campo, que sólo poseen la coordenada t=E/c2, están sujetas al principio de superposición y a la estadística de Bose-Einstein. Esta diferencia fundamental en la naturaleza de la sustancia delante del campo provoca que la inercia del campo se manifieste como el ciclo de absorción-emisión de las partículas componentes de los campos durante su interacción con el vacío. Este ciclo gasta tiempo que hace las velocidades del fotón y del gravitón sea dependiente de la frecuencia de ocurrencia de su interacción con las partículas virtuales del vacío. Esta frecuencia es inversa a la frecuencia de la onda o energía de la partícula, es decir, de su inercia. Por tanto, la velocidad del fotón y del gravitón dependen de las propiedades de vacío y al ser muchísimo menos inercial el gravitón delante del fotón la velocidad del gravitón deberá superar muchas veces la velocidad del fotón.

Oprima aquí, si usted desea volver a la Tabla de contenido

7 Reflexiones sobre la interacción entre las ondas y el vacío

Las ondas se irradian y se transportan en el vacío, que presenta variaciones en la densidad de su energía, de acuerdo con las variaciones de la distribución de la masa-energía en las regiones locales. Estas variaciones, da lugar a diferentes regiones finitas en el vacío. Unas regiones de densidad de energía baja, por ejemplo, una región del vacío intergaláctico, interestelar o interplanetario. O regiones de densidad de energía alta para una región en la proximidad de una estrella, de un sistema binario de estrellas de neutrón, de supernovas o de un hueco negro etc. Una región del vacío se define con base en una densidad de energía más o menos constante.

La interfase entre dos regiones del vacío puede referirse como el límite entre ellas. El comportamiento de una onda cuando alcanza el fin de una región, a través de la cual se propaga, se supone similar al comportamiento del límite en la propagación de una onda mecánica. Pero, se debe diferenciar el transporte de las ondas en el vacío de las ondas mecánicas que son la propia perturbación del medio, dentro del que se propagan. Por tanto, se debe distinguir en la propagación de las ondas en el campo su energía de la densidad de la energía del vacío.

Los medios constituidos por campos están formados por partículas virtuales y reales. Las partículas virtuales son los transmisores de las fuerzas ejercidas por los campos y las partículas reales son los componentes de las ondas, que se generan y se transmiten en los campos

Las leyes que rigen el mecanismo de la interacción de una onda mecánica, que se propaga entre medios substanciales, de materiales distintos, son las leyes de la mecánica newtoniana, aplicadas a la colisión entre partículas. En cambio, la interacción entre las ondas y el vacío se regula por las leyes de la mecánica cuántica, de los procesos de interacción entre radiación.

En este caso, la ley de acción-reacción de la interacción entre partículas en la sustancia se remplaza por la ley de absorción-emisión que rige en la interacción entre partículas en el campo. Incluso, esta ley de absorción-emisión rige para cuando la interacción se realiza entre el campo electromagnético y los átomos de cuerpos sustanciales. Aunque, la absorción-emisión de energía electromagnética la producen los electrones cuando cambian entre orbítales. Para el caso de la interacción de las ondas con el vacío la absorción-emisión la producen las partículas virtuales del vacío al absorber energía de las ondas y cambiar a partículas reales que al retornar a partículas virtuales reemiten a las ondas la energía que absorbieron de estas.

Cuando un campo real pasa de una región de vacío a otra puede ser que vaya:

- De una región del vacío de menor densidad de energía a otra región de mayor densidad de energía. La velocidad de la onda debe cambiar a una velocidad menor, debido a que la frecuencia de la interacción de la onda con el vacío se incrementa. Esta mayor frecuencia de interacción retarda la propagación de la onda, como consecuencia de la disminución del lapso de interacción entre la onda y el vacío.

- De una región del vacío de mayor energía a otra de menor densidad de energía. La velocidad de la onda debe cambiar a una velocidad mayor, debido a que la frecuencia de interacción de la onda con el vacío disminuye. Esta clase de interacción acelera la propagación de las ondas como consecuencia del aumento del lapso de interacción entre las ondas y el vacío.

En estos eventos los fenómenos de reflexión y refracción que resultan de la interacción de la onda y el vacío en el límite entre regiones, deben ser similares a los presentados en la interacción que se produce con una onda mecánica, que se propaga entre diferentes medios substanciales. Y, aún, más similares con la interacción de una onda electromagnética con medios sustanciales.

Se debe observar que los mecanismos de la interacción, de las ondas y las ondas mecánicas, aunque, son esencialmente diferentes también, son similares. En la propagación de una onda mecánica, entre diferentes medios, la interacción siempre ocurre por el paso de la perturbación de un medio a otro, entre estructuras atómicas con diferente densidad. Y en la propagación de las ondas en diferentes regiones del vacío, la interacción de las ondas que se propagan en el vacío se produce con estructuras de energía de diferente densidad existentes entre regiones del vacío.

En consecuencia, se debe esperar que las ondas, cuando alcanzan el límite entre regiones, por un lado, una parte se devuelva que es el efecto de reflexión, y el resto se transmita a la región nueva que es el efecto de refracción. Pero, en la interacción en el límite de regiones del vacío la reflexión debe ocurrir debido a la reemisión en las direcciones de retorno a la región primitiva mientras que la refracción a la reemisión en las direcciones de la región nueva

La energía de las ondas primitivas se divide en la energía reflejada, que permanece en la región originaria y la energía que se trasmite a la región nueva. La onda que retorna es el pulso reflejado. Mientras, la onda que pasa a la región nueva es el pulso transmitido.

En la reflexión, las ondas del pulso reflejado, conservan la frecuencia, velocidad y longitud, invierten la fase y el sentido de la dirección y reducen su amplitud con respecto de las ondas primitivas. Cuando las ondas primitivas inciden no perpendicularmente sobre la región nueva, es decir, forman un ángulo respecto a la normal, el pulso reflejado mantiene el mismo ángulo del frente de onda incidente, aunque, invertido.

En la refracción, las ondas del pulso transmitido experimentan los cambios de amplitud, rapidez y dependiendo del ángulo, con que lo hagan, puede que, también, cambien de dirección. Las ondas conservan su dirección cuando el frente de onda penetra perpendicularmente a la región nueva, o sea con ángulo cero. Cuando el frente de onda penetra con un ángulo mayor a cero, las ondas, que venían rectilíneas, cambian su dirección exactamente al cruzar el límite, y continúan propagándose en línea recta, en adelante, en la dirección nueva. El cambio en la dirección obedece a la ley de Snell. En todos los casos, las ondas refractadas mantienen las fases y las frecuencias de las ondas primitivas.

Cuando las ondas pasan a una región de mayor energía que la de la región primitiva, la longitud y la velocidad de las ondas disminuyen. Si, por el contrario, la energía de la región nueva es menor que la de la región primitiva la longitud y la velocidad aumentan.

La velocidad de una onda en el vacío es inversa dependiente tanto de su energía como de la densidad de la energía del vacío.

El efecto de las variaciones del vacío en la velocidad de las ondas se puede medir mediante un índice de refracción de cada región en que se puede segmentar el vacío. Luego, la velocidad de una onda de un campo de acuerdo con su inversa dependencia de la densidad del vacío será: v / n(v), donde n(v) es el índice de refracción del vacío según una región dada.

La energía de las ondas es directa frecuencia-dependiente. De tal modo, que frecuencias notablemente diferentes de las ondas de un mismo campo así como ondas de campos diferentes en una misma región del vacío poseen velocidades distintas. La velocidad de las ondas es inversa frecuencia-dependiente, luego las ondas de menor frecuencia son más veloces que las ondas de mayor frecuencia. O lo que es lo mismo las ondas de mayor energía poseen una velocidad menor que las ondas de menor energía. Por tanto, la energía de las ondas constituye su inercia.

Oprima aquí, si usted desea volver a la Tabla de contenido

8 ¿Cuál es la velocidad de la gravedad?

 

Para medir la velocidad del fotón cuando se incrementa su energía y se frena por acción de la gravedad Cramer [23] usa la ecuación:

 

c”=c/α

 

Esta ecuación es similar a la que usa Collins [24] quien dice: ´Una de las leyes de conservación más estable de la física implica el momento linear. Si un fotón está expuesto a incrementar su "masa " en un campo gravitacional, su velocidad debe disminuir. Una expresión simple de esto es postulada en la ecuación:

 

mv = moc

 

donde el lado izquierdo se refiere a un ambiente gravitatorio y el lado derecho se refiere al espacio libre”.

 

De la ecuación de Collins se tiene que α = mo / m

 

Sin embargo, el ´Dr. Bradley Schaefer de la universidad de Tejas probó la consistencia de la velocidad de la luz con gran exactitud, con fotones altos y de poca energía, y no encontró ninguna variación en tiempo” [21]. Luego, es necesario introducir una constante, k, en α para recoger la ausencia de variación de la velocidad entre altas y bajas energías del espectro electromagnético. En consecuencia, α = k mo / m

 

No obstante, que el resultado de Schaefer es contradictorio, con los calculos y mediciones de Dimitri Nanopoulos, Nikolaos Mavromatos y John Ellis [4] Setterfield [22], Crammer [23], Collins [24], y con la teoría EM [17], se debe considerar un rango dentro del cual las variaciones de energía de los fotones no causan una variación sensible en su velocidad. El autor con base en Schaefer considera que la velocidad del fotón es c por lo menos dentro del lapso entre 10 KeV y 1000 KeV, debido a que el límite máximo de baja energía es < 10 KeV y el límite mínimo de alta energía es > 1000 KeV [25]. Este rango corresponde a la razón 102. Si se tiene en cuenta que la razón entre la energía de los rayos gamma, que son los de más alta energía, y las ondas de radio, que son las de más baja energía, es ≈ 1013 [26], también, que la mayor parte de esta dispersión se debe a las altas energías de los rayos gamma y, adicionalmente, se incluye en el análisis la altísima velocidad de la gravedad de mínimo 2 x 1010 c, hallada por Tom Van Flandern, entonces se puede hacer k 10-4

 

El autor aplica la ecuación de Cramer-Collins, modificada con el factor k, para calcular la velocidad del gravitón que como el fotón, carece de masa según el cuadri-vector momento, pero que posee mucha menor energía.

 

La masa supuesta del fotón, mo, es máximo 10 x 10-51 gramos, de acuerdo con Jun Luo [27] y la masa supuesta del gravitón, m, es máximo 4,5 * 10−66 gramos, de acuerdo con S.S. Gershtein, A.A. Logunov, and M.A. Mestvirishvili [28]. Por tanto, el autor encuentra que α se puede hacer igual a: k 10-51 / 4,5 * 10−66 que es la relación entre la masa supuesta del fotón, mo y la masa supuesta del gravitón, m. Luego, la velocidad del gravitón, C”, es máximo:

 

2,2222 * 1010 * c

 

Un mejor valor de k se obtendrá con base en la velocidad que se encuentre para los rayos gamma en el proyecto GLAST.

Oprima aquí, si usted desea volver a la Tabla de contenido

9 Conclusiones

 

La teoría cuántica en sus consideraciones sobre el electromagnetismo y la gravedad, con el apoyo de la teoría de la inercia de la energía de la relatividad, conduce a que la velocidad de los fotones no es en el vacío única, sino inversa dependiente de su energía, o sea, que los fotones de mayor energía son más lentos y los fotones de menor energía son más rápidos. También, lleva a que la velocidad del gravitón es varias veces mayor que la velocidad del fotón, debido a que se estima que la energía del gravitón de mayor energía es un gran número de veces menor que la energía del fotón de menor energía.

 

Existen mediciones, que provienen de fuentes muy autorizadas, dentro de la comunidad científica mundial, a favor y en contra de la inversa dependencia de la energía de la velocidad de los fotones. Además, se admiten velocidades por encima de c, aunque no para el trasporte de información y se polemiza en torno de la supuesta velocidad de la gravedad mayor que c.

 

Es evidente que el conflicto, que se aproxima a un siglo de duración, entre las teorías de la relatividad y quántica se ha trasladado al escenario de la inercia de la energía y la velocidad de las partículas de los campos electromagnético y gravitatorio. Muchos de los experimentos que favorecen, en este escenario, a la teoría de la relatividad sobre sus postulados de la velocidad única para los fotones y de esta velocidad como el límite máximo para toda velocidad, están soportados en tecnologías de punta y ninguno de los que favorecen la contraparte, en la teoría quántica, tiene tal soporte. Esto ha sido consecuencia del favoritismo con que cuenta la relatividad.

 

Sin embargo, los resultados de los experimentos, dentro del escenario de referencia, incluso el más avanzado como fue el del doctor Sergei Kopeikin, que supuestamente midió en el 2002 la velocidad c de la gravedad y confirmó la relatividad, no cuentan con la aceptación de la comunidad científica, ni siquiera a titulo provisional. Estas reservas, acerca de la validez del resultado que arrojan los experimentos, que favorecen la relatividad, nunca antes habían surgido. A pesar que, como ha sido demostrado por el científico Paul Marmet, durante el eclipse de 1919, fue imposible medir la deflexión de la luz por el Sol y, no obstante, paso a la historia como cierto.

 

Actualmente, existe un notable progreso de las nuevas ideas, que dentro del citado escenario, son las que captan la creación del pensamiento científico renovador. Y hay un mayor arraigo, en la conciencia científica, de que una o ambas teorías están mal. Como consecuencia, de este cambio de liderazgo, por primera vez, en el proyecto GLAST, que si es producto de la tecnología de punta, se probarán las nuevas ideas, acerca de la velocidad dependencia de la energía, como consecuencia del efecto quántico gravitatorio sobre los rayos gamma, y puede que constituya el fundamento para un veredicto final, por parte de los científicos, acerca de dicha controversia, dentro del referido escenario.

 

Pero, puede ocurrir que esta nueva primavera del pensamiento científico en la física, sucumba ante el genio de Einstein. No obstante, que este resurgir del pensamiento creador se basa en el verdadero rescate de la concepción original de este sabio, que yace muerta y se descompone en el ámbito de los museos de la ortodoxia de la ideología del statu quo, donde van a parar todas las ideas científicas, que una vez revolucionaron el mundo.

Oprima aquí, si usted desea volver a la Tabla de contenido

10 Bibliografía

 

[1] Guillén Alfonso. Una velocidad mayor que la de la luz. Colombia. 1969.

http://www.alfonsoleonguillen.net/velogravedad.html

[2] Van Flandern Tom. The Speed of gravity ‴ What the experiments Say. USA. 1998

http://www.ldolphin.org/vanFlandern/gravityspeed.html

[3] Einstein Albert y Infeld Leopold. La Física aventura del pensamiento. Editorial

Losada. Argentina. 1974.

[4] Einstein In Need Of Update? Calculations Show The Speed Of Light Might Change

ScienceDaily 2001.

http://www.sciencedaily.com/releases/2001/02/010212075309.htm

[5] Einstein Albert. El significado de la relatividad. Planeta Colombiana Editorial, S.A.

Bogotá, Colombia. 1986.

[6] Cramer John G. FTL Photons. Alternate View Column AV-43. 1990.

http://mist.npl.washington.edu/AV/altvw43.html

[7] Encyclopedia Britannica. Radiation.2004

http://www.britannica.com/eb/article?eu=117370

[8] Waite David. SR dynamic implications. 2000.

http://www.geocities.com/zcphysicsms/chap3.htm

[9] Reflections on relativity.

http://www.mathpages.com/rr/refrel2.htm

[10] Respuesta al autor del doctor Helmut Rechenberg, del Instituto para la Física Max

Planck, en Munich. Septiembre. 2000.

[11] Holladay April. Science correspondent. November. 2000.

[12] Strel ´tsov V.N. General theory of relativity as a consequence of the law of energy

inertia. The Lorentz-covariant theory of gravity. 1995.

http://doc.cern.ch/tmp/convert_SCAN-9602055.pdf

[13] Waite David. GR dynamic implications. 2000.

http://www.geocities.com/zcphysicsms/chap5.htm

[14] Ridgely Charles T. On the nature of the inertia.Galilean electrodynamics.USA.

2000

http://www.ridgely.ws/inertia/nature_inertia.pdf

[15] Haisch Bernard y Rueda Alfonso. Geometrodynamics, Inertia and the Quantum

Vacuum. Institute for Physics and Astrophysics. USA. 2001.

http://arxiv.org/PS_cache/gr-qc/pdf/0106/0106075.pdf

[16] DeWitt Bryce S. Gravedad cuántica. 1987.

[17] Fleming Anthony and Colorio Elizabeth. The photon and its energy. 2003.

http://www.biophotonicsresearchinstitute.com/The%20photon%20and%20its%20energy.pdf#search='photon%20energy'

[18] Habich E. Faster than light. Transmission of signals. 1999.

[19] Nimtz Gunter, Haibel A. Basics of Superluminal Signals.

II.Physikalisches Institut, Universitat Koln. 2001

http://arxiv.org/PS_cache/physics/pdf/0104/0104063.pdf

[20] Vetter R.-M, Haibel A., Nimtz Gunter. Negative phase time for Scattering at

Quantum Wells: A Microwave Analogy Experiment. II.Physikalisches Institut,

Universitat Koln. 2000.

http://arxiv.org/PS_cache/quant-ph/pdf/0006/0006131.pdf

 

[21] Wanjek Christopher. Astronomy Today. Quantum Gravity. Space Science Section

http://www.astronomytoday.com/cosmology/quantumgrav.html

[22] Setterfield Barry. The vacuum, light speed, and the redshift.2001.

http://www.setterfield.org/vacuum.html

[23] Cramer John G. Gravity Waves and LIGO. Alternate View Column AV-89. 1997

http://mist.npl.washington.edu/AV/altvw89.html

[24] Collins Russell. Gravity slows the speed of light. 1997.

http://publish.aps.org/eprint/gateway/eplist/aps1997aug08_002

[25] Physics Applied to Radiology. 2003

[26] Krimm Hans, Photon Energy and Wavelength. 1997.

http://ceres.hsc.edu/homepages/classes/astronomy/fall97/Mathematics/sec14.html

[27] Schewer Phil, Riordon James, and Stein Ben. A New Limit on Photon Mass.

Physics News Update. 2003.

http://www.aip.org/enews/physnews/2003/split/625-2.html

[28] Gershtein S.S., Logunov A.A., and Mestvirishvili M.A. Upper limit on the graviton

mass. Rusia.1997.

http://dbserv.ihep.su/~pubs/prep1997/ps/97-57a.pdf#search='Upper%20limit%20on%20the%20graviton%20Mestvirishvili'

[29] Rainville Simon, Thompson James., Myers Edmund, Brown John,. Dewey Maynard,. Kessler Ernest Jr, Deslattes Richard, Bí¶rner Hans, Jentschel Michael, Mutti Paolo and Pritchard David. A direct test of E=mc2. Nature. 2005.

http://www.nature.com/nature/journal/v438/n7071/abs/4381096a.html'

 

Oprima aquí, si usted desea volver a la Tabla de contenido

 

11 Obras del autor:

1. Una velocidad mayor que la de la luz, que trata sobre la formulación por parte del autor de varias hipótesis en contra de la teoria de la Relatividad de Einstein y en particular de la existencia en la naturaleza de velocidades mayores que la de la luz una de las cuales sería la velocidad de la gravedad. Esta obra fue escrita en 1969 y publicada en el Semanario Dominical del períodico "El Siglo" entre 1969-1970.

2. Propuesta para la realización de un experimento que sirva para medir la velocidad de propagación de la gravitación según las mareas. En esta obra con base en considerar el campo gravitatorio estático compuesto de gravitones virtuales propone realizar un experimento para medir la velocidad de propagación de este campo. Esta obra fue publicada en septiembre de 1993. En esta obra se sugiere que la velocidad de la gravedad, dentro del sistema solar, tiende a infinito, con base en el análisis de la ecuación usada para el pronóstico de las mareas.

3. La Gravedad, que trata sobre los fundamentos teóricos de las velocidades superluminales y la estimación de una fórmula para medir la velocidad de la gravedad con base en la astronomía de posición. Esta obra escrita originalmente en 1995 y revisada en 1996, es precursora de la obra de Tom Van Flandern. En esta obra se pronóstica que la velocidad de la gravedad, dentro del sistema solar, tiende a infinito, con base en el análisis de la ecuación hallada.

4. Los experimentos indican que la velocidad de la gravedad es mínimo 20 mil millones veces c, que trata sobre los experimentos del Doctor Tom Van Flandern mediante los cuales establece la anterior velocidad para la gravedad. Esta obra fue publicada en febrero de 2001.

5. Velocidad sobre c, tecnología de ganancia asistida, grupo de Princenton, que trata sobre el experimento en que se llevo un rayo láser a la velocidad de grupo de 310c, en el 2000. Esta obra fue publicada en octubre de 2001.

6. La velocidad de la gravedad. 2006. En esta obra, se presenta la controversia sobre la velocidad de la gravedad entre los relativistas y Tom Van Flandern, los experimentos realizados para medirla y los fundamentos del autor acerca de su tesis acerca de la velocidad superluminal de la gravedad.

7. La gravedad si es una fuerza, 2006. Se presenta la tesis del autor que en la Relatividad General a partir de la equivalencia entre masa inercial y gravitacional se manipula aritméticamente y se obtiene como si la fuerza gravitacional equivale al espaciotiempo curvo. Esto es un engaño puesto que una cosa es una simplificación aritmética que anula las masas gravitacional e inercial en el fenómeno de la gravitación y otra cosa diferente su eliminación ontológica.

8. El espaciotiempo propiedad estructural de la materia en movimiento, 2007. Se formula y desarrolla la tesis que el espaciotiempo no es ni continente ni propiedad relacional de la materia, sino su propiedad estructural.

 

ANTECEDENTES

 

Entre 1969-1970, el autor formuló la existencia de velocidades mayores que la velocidad de luz, en cuatro artículos, que fueron publicados por el Semanario Dominical del períodico "El Siglo". Los originales pueden verse aquí.

 

Entre 1991-1993, el autor propusó la realización de varios experimentos conducentes a la medición de la velocidad de la gravedad a partir del campo gravitatorio estático, bajo el supuesto de que este campo esta constituído por gravitones virtuales. Estos experimentos fueron concebidos desde la perspectiva de la Astrofísica que estudia la constitución y evolución de los objetos celestes en especial del Sol y, posteriormente, de la Geografía Astronómica, que describe algunos fenómenos que ocurren en la Tierra y están relacionados con los astros, refiriéndome a los más típicos como son los eclipses y las mareas. Los documentos que acreditan estos trabajos pioneros del autor, en los principios de 1990, pueden verse aquí.

 

 

 

Tabla de contenido

Introducción

1 Velocidad mayor a menor inercia

2 Masa es energía concentrada y energía es masa radificada

3 La energía posee masa

4 La energía posee inercia

4.1 La energía posee inercia según la relatividad especial

4.2 La energía posee inercia según la relatividad general

5 En el campo electromagnético se probará la ley de velocidad mayor a inercia menor

5.1 Los experimentos con ondas evanescentes

5.2 El proyecto GLAST

6 La interacción entre los campos y el vacío y la ley de velocidad mayor a inercia menor en los campos

6.1 ZPE

6.2 Radiación de fondo

6.3 Campo gravitatorio estático

7 Reflexiones sobre la interacción entre las ondas y el vacío

8 ¿Cuál es la velocidad de la gravedad?

9 Conclusiones

10 Bibliografía

11 Obras del autor

Oprima aquí, si usted desea volver a la Tabla de contenido